España ha acogido a 123 familiares de los cubanos exiliados

  • Cada ex preso político de la isla se está trayendo una media de seis allegados

España ha acogido a un total de 136 familiares de los 23 disidentes cubanos que ha liberado hasta la fecha el régimen castrista en virtud de un acuerdo alcanzado con la Iglesia, en el que ha participado el Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero.

Tan sólo un disidente y sus siete familiares se han marchado de España a otro país desde entonces. Entre hoy y mañana llegarán a Madrid otros tres disidentes excarcelados junto con 18 familiares, ya que cada ex preso se está trayendo a una media de seis allegados. No siempre son familiares directos. En ocasiones han viajado con los suegros, sobrinos e incluso con los novios o novias de los hijos.

Con las llegadas previstas para hoy y mañana se llegará así al ecuador del proceso abierto por el Gobierno cubano, que se comprometió a liberar a los 52 periodistas, intelectuales y activistas detenidos en la ola de represión de 2003 que aún permanecían entre rejas.

Con la excepción de un disidente excarcelado, los 22 restantes y sus familias permanecen en España, donde tres ONG (Cruz Roja, CEAR y Accem) se encargan de su acogida e integración en el país.

Nada más llegar a España los cubanos son alojados de forma provisional en un hotel. Las quejas por las condiciones del hostal de Vallecas al que se derivó al primer grupo que llegó a Madrid llevó a instalar al resto en un hotel-spa de tres estrellas en Alcorcón. Allí permanecen hasta que las ONG les buscan plaza en algunos de los pisos y centros de acogida.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios