España se solidariza con los estudiantes valencianos

  • En Andalucía, Sevilla, Granada, Córdoba o Cádiz han registrado sendas manifestaciones en contra de las cargas policiales y la Puerta del Sol de Madrid vuelve a ser un centro de reivindicación.

Comentarios 1

Miles de personas en Andalucía se han manifestado en las calles de varias capitales andaluzas en solidaridad con los estudiantes valencianos tras los incidentes registrados  en Valencia cuando protestaban por los recortes en el gasto educativo y se produjeron cargas policiales.

En Sevilla, más de mil estudiantes se han manifestado frente a la sede del PP andaluz en Sevilla, en la calle San Fernando, en la que ha coreado consignas como "Valencia escucha, Sevilla está en la lucha" o "Menos policía y más calefacción" y han exhibido pancartas entre las que se leían frases como "Yo también soy el enemigo".

La concentración, convocada a través de las redes sociales, ha transcurrido sin incidentes y los manifestantes han cortado el tráfico rodado en la zona de El Prado de San Sebastián y en la calle San Fernando. En Córdoba, más de 400 personas se han concentrado hoy frente a la Subdelegación del Gobierno en un acto de solidaridad con los estudiantes valencianos y contra la "represión policial".

Al grito de "más educación y menos represión", los manifestantes han discurrido por la avenida del aeropuerto y han llevado a cabo una sentada simbólica en la avenida Conde de Vallellano cortando el tráfico en ambos sentido durante unos minutos. Posteriormente, se han desplazado hasta la comisaría de la Policía Nacional de Fleming, donde han realizado una breve concentración silenciosa, y han finalizado su concentración ante la sede del PP en Córdoba sin que se haya registrado incidente alguno.

En Granada, unas 500 personas, según la Policía Nacional, se han concentrado sin incidentes frente a la Subdelegación del Gobierno, donde han leído un manifiesto, han exhibido carteles con lemas como: "Por favor, no me pegue en la cabeza. Mañana tengo examen" y han coreado consignas como "Gasto policial, a la escuela y hospital". En la capital almeriense, cerca de un centenar de personas han participado en la concentración convocada en la plaza de Juan Cassinello, también conocida como del Educador, en la que se han congregado estudiantes, profesores y representantes de PSOE e IU.

Han portado pancartas en las que se leían mensajes como "No más violencia", "Pienso luego estorbo" y "No a los recortes en Educación", y han protestado al grito de "Lo llaman democracia y no lo es", "Basta ya de violencia policial" y "Es una dictadura y no se ve".

Asimismo, se ha leído un manifiesto firmado por el escritor y profesor Raúl Quinto, en el que se expresaba la repulsa contra la "violencia policial e institucional" y se pedían "dimisiones y sanciones", a la vez que se abogaba por una respuesta "inteligente".

En Cádiz un centenar de personas se han concentrado esta tarde ante la sede del PP en Cádiz para protestar por la "brutal violencia empleada por los cuerpos de seguridad" en las manifestaciones estudiantiles de Valencia. Durante el transcurso de la concentración, que ha transcurrido de forma pacífica, la Asociación Estudiantil Contra la Precariedad ha leído un manifiesto en el que se ha condenado la carga policial "contra los estudiantes".

La Puerta del Sol, centro de reivindicación

Más de 2.500 personas, en su mayoría jóvenes, se concentraban frente a la sede nacional del PP, en la calle de Génova, después de iniciar una marcha desde la Puerta del Sol. La concentración fue convocada por segundo día consecutivo a través de las redes sociales. En la calle de Génova, alrededor de 2.500 personas corean consignas como "Valencia escucha Madrid está en tu lucha", "que no, que no, que no tenemos miedo" o "se acabó la paz social". También gritan "yo también soy el enemigo", en referencia a las palabras del jefe superior de Policía de Valencia, Antonio Moreno, que se refirió a los estudiantes que protestaban en esta ciudad contra los recortes en Educación como "el enemigo".

Los manifestantes llegaron a la sede del PP a las, una después de iniciar su concentración en la Puerta del Sol, desde donde partieron sin vigilancia policial y han recorrido las calles de Preciados, Gran Vía, Alcalá, paseo de Recoletos, plaza de Colón y Génova, donde han logrado cortar el tráfico.

En total, siete furgones policiales de la Unidad de Intervención Policial (UIP), los antidisturbios, vigilaban el acceso de la sede del PP, mientras que otros siete furgones cortan el paso a los concentrados en la confluencia de la calle de Génova y la plaza de Alonso Martínez.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios