El Gobierno vasco insiste en que no existe "ningún diálogo con ETA" ni con su entorno

  • Rodolfo Ares afirma que la única política que se lleva a cabo es la de la "firmeza democrática"

El consejero de Interior del Gobierno vasco, Rodolfo Ares, manifestó ayer que no existe, en estos momentos, "ningún diálogo ni con ETA, ni con el mundo de ETA" y que la política que se está llevando a cabo es la de la "firmeza democrática".

En una intervención radiofónica, Ares manifestó que el PP, -que pidió a los socialistas que aclaren si existen contactos con ese mundo- "sabe" que no se está produciendo ningún encuentro ni ningún tipo de negociación. En este sentido, aclaró que seguirán desarrollando una política de "tolerancia cero" y de "combate al terrorismo en todos los frentes". "Hemos dado muestras reiteradas de que ésa es la política que no sólo estamos llevando a cabo, sino la que queremos llevar adelante en el futuro", añadió.

Ares se encuentra muy expectante con el brote de violencia callejera que está teniendo lugar estos días en Euskadi con motivo de las fiestas de sus pueblos. Por ello solicitó ayer a la izquierda abertzale que pronuncie "con toda claridad" su rechazo a estos actos de la kale borroka, para así "demostrar que su voluntad" de apostar por las vías exclusivamente políticas "es sincera e inequívoca".

Además, el consejero de Interior del Gobierno vasco pidió a la ciudadanía que "ayude a identificar a los autores" de los últimos actos de violencia callejera, y afirmó que aumentará la seguridad en las fiestas de los pueblos para evitar que "los radicales abertzales" las "enturbien".

Desde el pasado día 7 de agosto la kale borroka ha protagonizado cinco incidentes en las localidades de Ondárroa, Zalla, Zarautz, Andoain, y en la pasada madrugada en Azkoitia (Guipúzcoa).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios