Caso púnica

El ex socio de Granados recibió 10 millones en efectivo con facturas falsas

  • David Marjaliza, uno de los cabecillas de la trama de corrupción, obtuvo el dinero por nueve empresas vinculadas a él. La Guardia Civil apunta a que la red quería financiar campañas del PP valenciano.

Comentarios 3

David Marjaliza, uno de los cabecillas de la trama Púnica y socio de ex consejero madrileño Francisco Granados , recibió en efectivo y en billetes de 500 un total de 10 millones con facturas ficticias a través de 9 empresas vinculadas a él, un dinero "ennegrecido" que, según Anticorrupción, provino de operaciones fraudulentas. Así consta en la querella que presentó la Fiscalía Anticorrupción ante el juzgado central de instrucción 6 de la Audiencia Nacional contenida en el sumario del caso y que dio inicio a la investigación sobre la trama Púnica, que desembocó el pasado octubre en una operación en la que se detuvo a medio centenar de personas.

En la querella, se explica que Marjaliza recibió en 2004, 2005 y 2006 3.192.925, 5.506.842 y 1.548.588 euros, respectivamente, de acuerdo a "facturas que recogían servicios y relaciones comerciales que no habían tenido lugar, cargadas a sus empresas". Así, recibió en total 10.248.356 euros, un dinero que, según Anticorrupción, fue luego "en parte enviado a Suiza mediante operaciones de compensación".

Marjaliza, junto a Granados, es el único de los 92 imputados en este caso que continúa en prisión, una medida que el juez Eloy Velasco no modificó hace unas semanas a pesar de que declaró durante unas 13 horas en tres días diferentes, declaraciones que aún no han sido notificadas a las partes.

Asimismo, se ha conocido que la Guardia Civil apunta a que la trama de corrupción estaba dispuesta a financiar irregularmente campañas del PPCV a cambio de contratos públicos en Calpe y Elche, según se deduce de los pinchazos de conversaciones telefónicas a imputados en la red.

En un informe, la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil contenido en el sumario del caso encuentra indicios de este delito en dos conversaciones entre uno de los cabecillas de la trama, David Marjaliza, y dos personas, una de ellas el presunto "conseguidor" de contratos para la red corrupta, Alejandro de Pedro. En la primera conversación, del 20 de junio de 2014, Marjaliza y De Pedro hablan de una reunión que había mantenido este último con el expresidente valenciano Eduardo Zaplana el día anterior y otra que pensaba concertar la semana siguiente con "el presidente", a quien la Guardia Civil identifica como Alberto Fabra, en aquel momento presidente de la Generalitat.

Según la transcripción de la misma, Marjaliza le preguntó a De Pedro sobre un tema del que le había hablado antes, que no concreta, y De Pedro le contesta que esa mañana se había publicado en el BOE. Entonces, De Pedro le dice que el día anterior había estado con "Zaplana" y que iba a concertar una reunión con "el presidente". A continuación, y en referencia a esta última reunión, le relata: "Una de las ideas que se me han ocurrido es que como él ahora me va a pedir el tema de la campaña...", ante lo que Marjaliza le corta y le dice que mejor no hablar ese tema por teléfono, sino "vis a vis".

"Del contenido y tono de la conversación puede deducirse que en la reunión que tiene previsto mantener con el presidente, dado que le van a reclamar para la campaña (previsiblemente la campaña para las elecciones que se celebrarían en 2015 -apunta la Guardia Civil-), va a solicitar como contrapartida la adjudicación de alguno de los concursos publicados ese día". "Lo que aporta verosimilitud a esta hipótesis -prosigue el informe- es la reacción que manifiesta David Marjaliza, quien inmediatamente ante el comentario de Alex sobre la campaña, le dice que de no tratar ese asunto por teléfono y de tratarlo vis a vis".

En las conclusiones, la Guardia Civil afirma que, de confirmarse los extremos de la conversación, "estaríamos ante un caso de financiación irregular de partidos políticos". En el mismo informe se habla de otra conversación mantenida el día siguiente entre Marjaliza y "Alfonso", a quien no se ha conseguido identificar, hablando sobre la publicación de unos concursos en Elche y Calpe. En ella, Alfonso afirma que "'apalabraíllo' teníamos los siete (concursos)", y añade: "Parece ser que uno seguro y dos, bueno". "De dicha afirmación -dice la UCO- parece deducirse que tendrían comprometida la adjudicación de un procedimiento público de contratación".

Respecto a las publicaciones en el boletín oficial de las que se habla en ambas conversaciones, la Guardia Civil cree que "pudieran corresponderse con sendas licitaciones públicas aparecidas en el Boletín Oficial de la Comunidad Valenciana de fecha 20 de junio de 2014". La primera de ellas es un anuncio publicado por la Consejería de Educación, Cultura y Deporte para la adjudicación de la construcción y gestión de un centro docente concertado en la avenida de la Unesco de Elche. La otra licitación sería la convocatoria por la Consejería de Educación de la construcción y gestión de otro centro concertado en la avenida de Rumanía de Calpe.

El magistrado Eloy Velasco investiga en este caso una trama de supuesta corrupción municipal y autonómica a través del cobro de comisiones por adjudicaciones de contratos de administraciones públicas, trama supuestamente liderada por el exconsejero de la Comunidad de Madrid Francisco Granados y su socio Marjaliza, ambos en prisión. Este viernes se han notificado 60 tomos del sumario, es decir, la parte documental, pero no las grabaciones de las declaraciones de los imputados, que podrían notificarse la próxima semana.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios