Imbroda se felicita por la bajada de asaltos a la valla de Melilla

  • La mayoría de los inmigrantes acogidos en la ciudad son sirios exiliados que huyen de la guerra

El presidente de la Ciudad Autónoma de Melilla, Juan José Imbroda, se felicitó ayer de la disminución de los asaltos a la valla fronteriza con Marruecos gracias a la lucha de España contra la inmigración ilegal y a que la parte sur de España "está bastante controlada". Tras ser recibido en audiencia ayer por el Rey en el Palacio de la Zarzuela, Imbroda dijo que la inmigración ilegal que sufre España en el sur de la península ha "bajado muchísimo" y que los inmigrantes que se encuentran en el centro de estancia temporal de Melilla son "fundamentalmente sirios" que vienen a través de la oficina de asilo.

El presidente de la Ciudad Autonóma añadió que la inmigración subsahariana se ha reducido y Melilla acoge ahora en su centro de estancia temporal "no más de 80 inmigrantes" de esa zona mientras que antes el número se elevaba a miles. Imbroda citó la modificación de la Ley de Extranjería que, según él, ha aportado "aún más seguridad jurídica" y ha valorado los acuerdos con Marruecos, las negociaciones con los países de origen, y los medios materiales y humanos que se han puesto como herramientas para frenar los asaltos a la valla. "España ha trabajado muy bien contra la inmigración ilegal" según Imbroda, y sigue combatiendo a las mafias que "se aprovechan de este drama humano y lo explotan". Imbroda explicó que las redes de la mafia se encuentran ahora en el mediterráneo central, en la isla de Lampedusa en Italia, Malta y Libia por un lado, y en Grecia, Bulgaria y Hungría por otro.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios