Interior traslada a Joseba Permach de la prisión de Salamanca a la de Sevilla

  • El dirigente de Batasuna fue detenido en la operación contra la nueva cúpula 'abertzale' en 2007

El Ministerio del Interior trasladó el pasado martes desde la cárcel de Topas (Salamanca) hasta la prisión Sevilla II al dirigente de la ilegalizada Batasuna Joseba Permach, encarcelado desde la operación desarrollada en Segura (Guipúzcoa) en octubre de 2007 contra la nueva cúpula de la izquierda abertzale.

Así lo confirmaron fuentes penitenciarias, que explicaron que el traslado de Permach se enmarca en la política de dispersión de los presos etarras.

La mayoría de los miembros de Batasuna que permanecen en prisión se encuentran internados en cárceles no muy alejadas del País Vasco, como Valladolid, Logroño, Dueñas (Palencia), Zuera (Zaragoza), Burgos o la propia Topas, donde Permach ha coincidido con Maite Díaz de Heredia, arrestada como él en la operación de Segura.

Permach, que dirigía el área de Coordinación de Batasuna hasta su detención, también ha compartido prisión con el abogado Txema Matanzas, que en los últimos tiempos se ha ido alejando de las tesis de la dirección de ETA.

El pasado mes de julio, en un documento intervenido por las Fuerzas de Seguridad del Estado, Matanzas aseguraba que había llegado la hora "de cerrar la persiana" ante la evidencia de que "el Estado no va a volver a negociar" con la banda.

En Sevilla II, Permach se ha encontrado ahora con dos viejos dirigentes de la banda terrorista: José Javier Arizkuren Ruiz, alias Kantauri, e Ignacio Arakama Mendía, alias Makario.

Arizkuren, jefe de los comandos de ETA en los años 90, fue detenido en París en marzo de 1999 y designado por la banda terrorista como uno de los tres interlocutores del Gobierno del PP durante la tregua de ese mismo año.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios