Interior concede el tercer grado a un etarra arrepentido que lleva veinte años en prisión

  • Localizan un antiguo depósito de armas en una vivienda de la localidad francesa de Capbreton

La Secretaría General de Instituciones Penitenciarias del Ministerio del Interior ha concedido el tercer grado penitenciario al etarra José Manuel Fernández Pérez de Nanclares, que integró el comando Vizcaya en distintas épocas y que cumple condena desde 1992.

Según informa en un comunicado el Ministerio del Interior, Fernández Pérez, al que se le aplicó la doctrina Parot y que cumple actualmente condena en la prisión de Bilbao, firmó su desvinculación de la banda terrorista, mostró su arrepentimiento y cumple el resto de requisitos exigidos por la legislación vigente para acceder al tercer grado, el sexto que recibe un recluso de la banda en los últimos cinco años.

Al tiempo, el Ministerio del Interior informó ayer del hallazgo de un antiguo depósito de armas de ETA con pistolas, subfusiles y cartuchos en Capbreton.

Este hallazgo "fortuito" se produjo cuando el propietario de una vivienda en esta localidad francesa estaba haciendo obras en su casa, que había adquirido recientemente, según una nota de prensa.

Se trata de un antiguo escondite en el que se han hallado cuarenta subfusiles MAT-49 y cuarenta MAT-10, veinte pistolas Herstal 9mm y mil cartuchos, además de periódicos del año 1975.

En esta localidad de Capbreton un comando de la organización terrorista asesinó el 1 de diciembre de 2007 a los guardias civiles Raúl Centeno y Fernando Trapero, que participaban con colegas galos en una misión de vigilancia de etarras y fueron tiroteados ese día cuando iban a subir a su coche en el aparcamiento de un centro comercial.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios