La división del TS sobre Sortu se concentrará en un voto particular

  • La mayoría de magistrados de la Sala del 61 del Supremo consideran que ETA ha tutelado la sucesión de Batasuna.

El auto en el que la Sala del 61 del Tribunal Supremo prohíbe la inscripción de Sortu en el Registro de Partidos Políticos del Ministerio del Interior será notificado formalmente hoy a las partes personadas en este procedimiento. La resolución contará finalmente con un único voto particular que suscribirán previsiblemente los siete magistrados que mostraron su discrepancia con el criterio de la mayoría.

La Sala, cuyos 16 magistrados firmaron el miércoles la resolución, dio plazo hasta las 12.00 de hoy para la presentación de votos particulares, y una hora más tarde ha citado a la Fiscalía, la Abogacía del Estado y a la defensa de Sortu para hacerles entrega de la resolución completa.

Tras la deliberación sobre este asunto, celebrada el pasado 24 de marzo, trascendió que siete de los 16 magistrados que componen la Sala se habían posicionado en contra de prohibir la inscripción de Sortu , si bien tan sólo tres de ellos anunciaron la presentación de voto discrepante (Manuel Alarcón, Rafael Gimeno-Bayón y José Luis Calvo Cabello).

En los últimos días se especuló con la posibilidad, ayer confirmada finalmente según fuentes del Alto Tribunal, de que finalmente se redacte un solo voto, elaborado por el magistrado Juan Antonio Xiol Ríos, al que podrían adherirse el resto de discrepantes con el fin de dar más fuerza a su posición de cara al recurso que Sortu tiene previsto presentar ante el Tribunal Constitucional.

Con una mayoría de nueve magistrados, la Sala del 61 del Supremo estimó las demandas interpuestas por la Abogacía del Estado y la Fiscalía contra Sortu al considerar que la nueva formación es una mera sucesora de Batasuna, ilegalizada en marzo de 2003 por su vinculación con la organización terrorista ETA.

La mayoría de la Sala del 61 del Tribunal Supremo concluye que la organización terrorista ha "gestado, alentado y tutelado" la estrategia de Batasuna de crear un nuevo partido, Sortu, así como su puesta en escena, incluido el rechazo formal a la violencia.

La resolución está basada en documentos incautados a ETA y a la ilegalizada Batasuna, que le permiten concluir que la banda terrorista diseñó en 2009 una estrategia para volver a la vida política e institucional "que ha sido seguida por Batasuna". Entre estos documentos se encuentra uno incautado en abril de 2010 en el despacho de la abogada Arantxa Zulueta, asistente a la presentación de Sortu.

9/7

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios