El fiscal general ve probado que la ley funciona con "estricta igualdad"

  • Torres-Dulce dice que debe acatar la decisión de que Urdangarín entre a pie al juzgado

El fiscal general del Estado, Eduardo Torres-Dulce, afirmó ayer que en el caso Nóos la "ley está funcionando en términos de estricta igualdad" y aseguró que la Fiscalía "acata" y "respeta" la decisión del juez decano de Palma, Francisco Martínez, de que Iñaki Urdangarín entre a pie a los juzgados cuando declare el próximo sábado.

Torres-Dulce, que asistió ayer en Málaga a la comida de jubilación del fiscal jefe en funciones, Manuel Villén, apuntó que "buena prueba de ello es que no existe ninguna excepcionalidad. El señor Urdangarín ha sido citado como cualquier otra de las personas llamadas a declarar en concepto de testigo o imputado".

"Creo que esa es la prueba evidente de que la ley está funcionando en términos de estricta igualdad", agregó el fiscal general del Estado, quien apuntó que "hay que atender a las circunstancias de cada caso concreto".

En este sentido, señaló que "en determinadas circunstancias, y aunque no sea exactamente lo mismo, en determinado delitos" la entrada del acusado y de las víctimas "se procura no se realice en las mismas circunstancias, sin que ello implique desigualdad". No obstante, reiteró su respeto a la decisión del juez decano de Palma de que Urdangarín entre a pie al juzgado, ya que "entra en el terreno de su competencia".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios