Pasarela

Britney encuentra su estabilidad personal

  • La cantante, que podría estar pensando en boda, presume de novio, Jason Trawick, durante unas vacaciones en Hawaii que han puesto de manifiesto la estupenda relación que hay entre ambos

Comentarios 2

Llevan un año de noviazgo y, a juzgar por las románticas imágenes de la prensa del corazón, Britney Spears y Jason Trawick van camino del altar. Así, la pareja ha sido captada por las cámaras de los reporteros durante un romántico viaje que ambos han realizado a Hawaii tras la aparición estelar que la cantante ha realizado en la serie Glee y las grabaciones en estudio del que será su próximo trabajo discográfico. Con 28 años, ella, y 44, el que, en tiempos, fuera su mánager, la muy mejorada imagen de la artista ha evidenciado que pasa una buena racha y que, en función de la evolución de los acontecimientos, es posible que todo desemboque en la que sería la tercera boda de la 'princesa del pop'. Antes, eso sí, la feliz novia tendría que aceptar ciertas condiciones establecidas por su maduro compañero que pasan por un aumento de la higiene diaria ya que, o se ducha y se lava el pelo con más frecuencia, o esta pasión podría hallarse ante un problema bastante importante. Un rumor extendido por amigos de la pareja y que insinúa tanto que Britney podría pasar varios días sin cambiarse de ropa como que, en general, se muestra bastante recelosa ante los estilistas.

Sea como sea, tras un primer matrimonio con Jason Allen Alexander, el 3 de enero de 2004, -el cual apenas duró 55 horas-, y su enlace con Kevin Federline, el 18 de septiembre de 2004, -junto al que tuvo a sus dos hijos, Sean Preston y Jayden James-, Britney demostró que no estaba preparada para compartir su vida con ningún hombre y, de hecho, por sus 'malas acciones' llegó a perder la custodia de unos niños que, más tarde, se convirtieron en su principal motivación para seguir adelante y abandonar un estilo de vida del que, afortunadamente, hoy parece no quedar nada.

Plena de proyectos, Spears acaba de reconocer en una revista del Reino Unido, Pop Magazine, que es una gran fan de Lady Gaga y que, de darse las circunstancias, estaría encantada de realizar un dueto con ella. Una excelente decisión que podría ayudarle a recuperar una trayectoria profesional que ha llegado a pasar por unas horas realmente bajas las cuales, a juzgar por lo que se avecina, parecen haber quedado atrás. De hecho, en septiembre está previsto se estrene el que será el nuevo single de esta mujer que, bajo el título de Secrets, realizará su reintrée por la puerta grande en el mundo del espectáculo. Un tema que formará parte de un trabajo bautizado como Truth y que, aunque pudiera adelantar o retrasar algo su lanzamiento, saldrá al mercado a finales de año.

Buena oportunidad ésa para que la intérprete busque un nuevo look que, según las recientes declaraciones de la actriz Molly Sims -y volviendo al aspecto externo-, necesita una serie de cambios bastante urgentes. "Le quitaría esas botas y esos tops de tirantes porque es muy guapa pero necesita ayuda a la hora de vestir. Se pone demasiadas prendas al mismo tiempo", comentaba Sims en una publicación en relación a la que ha sido uno de los mayores ídolos de adolescentes de la década de los 90. Una chica con un cuerpo privilegiado que, a pesar de los excesos, ha sabido recuperarse, renacer de sus propias cenizas y hacer oídos sordos a comentarios como los referidos que no le han impedido decidirse a diseñar su propia línea de ropa para, tal y como se ha confirmado, la firma Candie´s. En pleno verano, soportando las altas temperaturas estivales, Britney, más que nunca, debe pensar aquello de "ande yo caliente…".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios