González Byass, el dulce encanto de lo bien hecho

La convocatoria enviada a los medios de comunicación prometía una gran noche y, a juzgar por cómo se desarrollaron los acontecimientos, no se decepcionó ni a la prensa ni, por supuesto, a los más de 500 invitados que se dieron cita, el jueves por la noche, en Jerez de la Frontera. Allí, bajo la premisa de que los hombres acudieran vestidos de esmoquin -y las mujeres de negro y dorado-, se conmemoraban los 275 años de historia, y la quinta generación familiar de las bodegas González Byass (bajo las que se comercializa, entre otros, el famosísimo Tío Pepe), con una fiesta que será recordada por mucho tiempo.

Citado a las ocho y media de la tarde, el personal acudió a la Bodega La Concha para ser recibido por el presidente de la firma, Mauricio González-Gordón. Y así pudo verse a la princesa Beatriz de Orleans; la duquesa de Fernandina; Patricia Medina; los diseñadores Victorio y Lucchino, y su nueva "musa", Marta Ybarra; Oscar Higares y su mujer, Sandra, embarazadísima; la condesa de Romanones y su pareja, Phil Paris; Jesús Quintero, que apareció en un coche color champagne; Vicky Martín Berrocal; o la cantante, Pastora Soler.

Y, aunque se echó de menos a Norma Duval -muy implicada con la recaída en el cáncer de su hermana, Carla-, sí despertó una enorme expectación a su alrededor la televisiva Carmen Lomana, que se decantó por un modelo dorado de tirantes y con el pecho drapeado. No menos aclamada, Carmen Martínez Bordiú se dejó acompañar por su esposo, José Campos -quien, rejuvenecido, ha adelgazado quince kilos- y, además, puso el "broche de oro" a la fiesta bailando un tango tan intenso que, al final, hasta le hizo perder uno de sus zapatos.

Antes de ese instante, los asistentes tuvieron oportunidad de pasear por los jardines de Villa Victoria y escuchar a La Macanita. De inmediato, montados en un pequeño tren rojo -con el que suelen visitarse estas instalaciones-, todos marcharon hacia la zona en la que se sirvió la cena.

Era la una de la madrugada y llegó el turno de la mencionada "nietísima" y de las notas de "T-bag". Bajo la eficaz organización de "Escaparate de Sevilla", Silvia Peris y Tomás Terry, en lo referente a las celebrities, y Beatriz Vegara, por parte de González Byass, pudo disfrutarse del placer de las cosas bien hechas (lujo que, por desgracia, no se prodiga con tanta frecuencia como se debiera).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios