Los Goya, en blanco y negro

  • Nieves Álvarez, Goya Toledo, Marta Hazas y Blanca Suárez, entre las más elegantes de la noche. La esperada Penélope Cruz no defraudó y deslumbró con un diseño de Óscar de la Renta.

Comentarios 3

Llegó la noche más esperada del cine español. Y con ella su 'red carpet' (en este caso pink), una de las pasarelas más espectaculares de la moda española en la que este año ha imperado, sobre todo, los tonos blancos y negros.

Los actores españoles han lucido sus mejores y más elegantes galas para no pasar desapercibidos. Entre las más espectaculares, Marta Hazas, con un elegante vestido blanco y dorado de Jorge Vázquez que terminaba en una pequeña cola y dejaba gran parte de su espalda al descubierto. También Nieves Álvarez, con una combinación en blanco y negro de Stephane Rolland Haute Couture, supo poner la nota de elegancia a la noche y, con ella Goya Toledo, con un vestido negro palabra de honor que se abría en una amplia falda floreada. La esperada Penélope Cruz tampoco defraudó y optó por un vestido de Oscar de la Renta PR Girl, también en negro. El espectacular escote de Ana Álvarez, en plata sobre una falda negra, que se abría hasta la cintura a modo de chaleco y que apenas dejaba lugar a la imaginación, fue uno de los diseños más comentados de la noche.

Los tonos blancos y negros han sido los que han predominado este año. Cayetana Guillén Cuervo  eligió un elegante vestido blanco de Thename Couture en el que destacaban amplias hombreras-joya de Swarovsky. También optaron por el blanco Alejandra Jiménez y Aura Garrido, esta última, con un diseño bicolor de Jean Paul Gautier. Entre las que optaron por el negro estaban Úrsula Corberó, muy guapa con un vestido retro de Emilio Pucci; Marian Bachir, con un diseño de encaje muy provocativo de Daira, y las veteranas Loles León, que no dejó a nadie indiferente con su extraño tocado, y Lolita, con un generoso escote de Iván Campaña.

Hubo también sitio para el color. Como los vestidos rojos elegidos por Toni Acosta, Hiba Abouk y la embarazadísima Macarena Gómez, que lució con garbo un llamativo Caprile de encaje. Acosta, de Alicia Rueda, destacó por su sensual escote en su espalda, mientras que Abouk optó por un sencillo vestido de corte recto y palabra de honor, de Nicolás Vaudelet

Tan elegante como siempre se presentó Ana Belén, que en esta ocasión se decantó por un vestido de Tot-Hom en azul azafata. También de esta misma firma se presentó Pilar López de Ayala, con un diseño naranja palabra de honor.

Las flores sobrepuestas también tuvieron un sitio destacado sobre la alfombra rosa. Como el diseño malva de Dafne Fernández, de The 2nd Skin&Co, o el verde de Macarena García, de Blumarine. También destacaban las flores sobrepuestas en el vestido guinda de Blanca Suárez, de Zuhair Murad (sin duda uno de los más elegantes de la gala) y en el estampado de Juana Acosta, de Carolina Herrera NY. También hubo sitio para los brillos, como el diseño dorado de Manuela Vellés (demasiado exagerado) o el plateado de Elena Furiase, de Etxart & Panno.Entre los más originales, el vestido malla en tono amarillo de Úrsula Corberó, de Teresa Helbig.

Mención aparte merece el indescriptible modelo de Massiel, en cuya mezcla  había sitio para todas las tendencias y estilos.

Los hombres, por su parte, se decantaron casi todos por el esmoquin; desde el presentador de la gala, Dani Rovira, que optó por un diseño de Pedro del Hierro, hasta el premiado Antonio Banderas (de Ermenegildo Zegna), que aprovechó la ocasión para anunciar que próximamente lanzaría al mercado su propia línea de ropa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios