Katy Perry, con el pelo azul y mal de amores

Tras un barapalo sentimental, ¿por qué no cambiar? Desde que finalizase su relación con el humorista a la cantante no se le ha visto pero el jueves hizo su aparición... Y de qué manera. A juzgar por la evidencia, Katy Perry es muy de extremos y no sólo en su vestuario sino también en sus looks. En menos de un mes, la hemos visto con el pelo fucsia, rubio, blanquecino con destellos en tonos pastel multicolor y ahora, de repente, de azul eléctrico.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios