Pe, ya sé que tienes novio

Comentarios 4

No pasaron juntos por la alfombra verde pero al fin regalaron a la prensa española las imágenes que llevaban tiempo esperando. Penélope Cruz y Javier Bardem disfrutaron como pareja de la gala de los Premios Goya. Su primera aparición pública en una entrega de premios en España desde que diera comienzo su noviazgo hace algo más de dos años.

Como es habitual en la pareja llevaron el acto con total discreción. Penélope, muy elegante con un Gianni Versace 'vintage' color blanco roto con corte palabra de honor, puso un pie en el Palacio de Congresos de Madrid unos minutos antes de las nueve de la noche, en solitario. En ese momento nada hacía presagiar que disfrutaría del evento en compañía de su novio, también muy elegante con chaqueta y corbata negra combinada con una camisa de color blanco, Javier Bardem.

Muy sonrientes y relajados, se les vió disfrutar de la gala cómodamente. Y aunque es cierto que no desfilaron de la mano por la alfombra verde, sí que se sentaron juntos en las butacas de la primera fila.

Penélope, que no acudió al célebre almuerzo de los Oscar en Beverly Hill por acudir a los premios más importantes del cine español, se fue a casa sin el Goya por Los Abrazos Rotos, pero sin duda fue la estrella de la ceremonia. Confesó a la prensa que nada le hacía más feliz que estar entre sus colegas de profesión en su país natal; un gesto que sus compañeros supieron agradecer.

La pareja, víctima de alguna que otra broma- Andreu Buenafuente los confundió a posta con Mónica Cruz y Carlos Bardem, hermanos de ambos- no intercambiaron demasiados gestos cariñosos, pero participaron activamente en la ceremonia subiendo al escenario para hacer entrega de algún galardón.

Así, la pareja de actores española más internacional , que burló a la prensa y no se fotografió junta, consciente de la expectación que supondría esta primera aparición pública, se dejó llevar por las flechas del amor en el día de San Valentín e hicieron oficial en este país lo que ya se conocía, su consolidada relación sentimental. Un secreto a voces que fuera de nuestras fronteras es más que un hecho.

Sus apariciones públicas son casi inexistentes y la propia madrileña ha confesado que no se siente "cómoda hablando de su relación", pero aún así han querido dejar constancia de su amor en España.

No obstante y a pesar de su discreción, la pareja ha sido protagonista de un sinfín de rumores a lo largo de sus dos años y medio de relación. Entre los que han destacado, el supuesto embarazo del pasado verano, cuando sólo eran unos kilos de más de la actriz, o la boda de ambos, que sonó con fuerza este otoño.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios