ÁNGELES VERANO. DISEÑADORA

“Nunca debemos olvidarnos de las raíces flamencas del traje”

  • Al compás de bulerías la diseñadora presentará su nueva colección 'Alfileres de colores' y nos trasladará a lo más profundo del flamenco.

A muy pocos días de la presentación de su nueva colección en Simof, la gaditana Ángeles Verano nos ha recibido en su nueva tienda, situada en la calle Blanca de los Ríos, 4. A los nervios del desfile hay que sumarles los de esta nueva apuesta. La diseñadora, gran defensora de la esencia flamenca del traje, se embarca en un nuevo sistema de trabajo donde la tienda y el taller compartirán el mismo espacio. Seguirá atendiendo de manera personalizada a sus clientas, conociéndolas, estudiándolas y escuchándolas, para que todas encuentren ese traje con el que se sientan identificadas. Ampliará también el abanico a todas las posibilidades manteniendo la calidad y sin perder ni un ápice de estilo. Originalidad, elegancia y exclusividad son algunos de los adjetivos que definen a esta mujer imparable dedicada al mundo de la moda que lucha para que Andalucía consiga el puesto que se merece.

-¿Nos podrías adelantar algo de la nueva colección?

- Claro, encantada. La colección de este año se llamará Alfileres de colores porque está basada en una bulería tradicional preciosa que lleva ese nombre y será muy flamenquita. El año pasado hice algo más innovador pero me apetecía volver a las raíces, a lo auténtico. He utilizado colores muy luminosos para que dé ánimo a la gente, pienso que el momento en el que vivimos necesita mucha luz y color. Veremos tonos cítricos muy vivos, morados, turquesas, también mucho naranja, fucsias, rojos intensos, colores muy fuertes y agresivos con los que generalmente no trabajo.

-¿Hacia dónde nos va a transportar tu desfile?

-Quiero llevaros a lo más auténtico y profundo del flamenco. Que la gente vea que se puede innovar sin perder la raíz característica del traje de flamenca, que no deja de ser folclórico, y que no podemos convertirlo en un traje de fiesta. A los diseñadores no se nos debería escapar nunca ese concepto de que tiene que ser flamenco.

-¿Qué tipo de flamenca nos propones?

-Apuesto por una flamenca elegante, quiero que la mujer se encuentre bien vestida y se sienta  cómoda. Propongo también exclusividad por encima de todo, no son trajes en serie y eso hay que defenderlo y darle su valor.

-¿En qué piensas cuando diseñas un traje?

-Diseñar es la pasión de mi vida, no me doy cuenta de que pasa el tiempo hasta que empieza a dolerme la espalda (ríe). Aunque diseño vestidos de novia y trajes de fiesta, cuando diseño flamenca es diferente, es como si flotara. Me produce una sensación de paz, alegría y de calma, siento cosas tan bonitas y me fluye con tanta naturalidad, que no pienso que es un esfuerzo. Es algo que me apasiona y por eso también le pongo tantas ganas. De lo mejor que me ha pasado en la vida.

-¿Cuál es la mujer que ronda tu cabeza a la hora de diseñar?

-No tengo una mujer prototipo, por regla general no me transmite más una imagen que otra. A todas, sean como sean las tengo en cuenta. Pero más que la mujer, a la hora de empezar a diseñar lo que me inspira son los tejidos, el coger las telas, mezclarlas, ver los colores...La materia prima de calidad y natural se presta a hacer maravillas.

-¿Hay algo en común que tengan todos tus trajes de flamenca?

-Dicen que tienen un sello personal, la gente lo reconoce sin ver la etiqueta y me siento orgullosa por eso, porque los trajes tengan una referencia propia y se identifiquen nada más verlos. El cómo no lo sé, me sale, es algo innato y no puedo explicarlo.

-¿Qué siente Ángeles Verano cuando ve un diseño suyo por El Real?

-No te lo puedes ni imaginar (emocionada). Cuando veo un trocito de una tela por allí… digo ese es mío, ese es mío (ríe).  Me da una alegría tremenda y cuando veo venir a una clienta loca de contenta, tan guapa y tan segura de sí misma  se me llena el alma y  me da fuerzas para seguir. No hay nada como una clienta satisfecha.

-¿Cuánto y cómo influye la moda actual en el traje de flamenca?

-Influye bastante.  A mí me gusta rescatar de lo que hay, no tanto en colores pero si en formas, por ejemplo en mangas. Algunos años me he basado en el prêt-à-porter o ropa de calle y la he adaptado a la moda flamenca, me servía de inspiración y las llevaba a mi estilo propio. Aunque metes cosas innovadoras no te puedes olvidar de que es un traje folclórico con unas características tan importantes que hay que respetar.

 -¿Qué es lo más innovador que has hecho?

-Uff si te dijera (ríe) Trajes de cuero negro súper sexys.  Me gusta romper con escotes atados al cuello por ejemplo. Pero esto es pasarela, algo puntual que se hace para crear espectáculo.  Hay que hacer ver que se puede hacer de todo, en una colección es fundamental que se vea que hay una evolución desde lo clásico hasta lo moderno, un recorrido desde la auténtica raíz flamenca hasta pinceladas innovadoras.

-¿Cómo  ha sido tu evolución en la moda flamenca?

-Siempre intento ser lo más tradicional posible pero innovando. La gente de a pie, la que utiliza más el traje de flamenca quiere algo clásico. Los puntos transgresores no se los pueden permitir muchas, sólo modelos, las muy atrevidas o las que no tengan interiorizado el concepto del flamenco.

-¿Cómo es el vestido que Ángeles Verano se pondría para un día de feria?

-Yo soy muy atrevida, soy de esas cuatro o cinco que se permiten el punto transgresor (bromea). Me pondría  un vestido de cuero, transparente o de leopardo como el  que me puse el año pasado (ríe). Pero busco la armonía y cuando la tela es muy atrevida me voy a un diseño tradicional flamenco y cuando el diseño es muy innovador le meto un tejido clásico, siempre juego con esa simbiosis de las dos ideas básicas y aunque te salgas de la norma no rayas en la estridencia, siempre consigues un término aceptable.

-¿La moda flamenca tiene fronteras?

-El traje de flamenca gusta mucho en el mundo entero. He tenido la oportunidad de estar en las Vegas y en Milán y de ver como la gente  lo aplaude y se interesa por él. Es una pena que seamos unos desconocidos para el resto del mundo. Recuerdo un desfile a pie de la Torre Eiffel,  pensé que era lo más y hasta lloré, no podía tener un sueño más irreal que se estaba cumpliendo, la moda andaluza en París y la gente de pie aplaudiendo como locos. Es una gran satisfacción para los profesionales pero por otra parte es un gran desencanto porque aunque tengamos el respaldo de los organismos oficiales, no es suficiente y necesitaríamos algo más de ayuda. En Andalucía hay mucho que decir y deberíamos traspasar la frontera. Hay que hacer notar que aquí se cuece mucho y que hay gente con muy buenas ideas y con ganas de trabajar.

-Un deseo para este año

-Que todos seamos felices y que pase esta situación de crisis que está afectando de manera brutal a todos los sectores, incluido el de la moda flamenca, puesto que es un artículo de lujo y no tendría sentido que se viera excluido. Me encantaría volver a ver la ilusión en las caras de las flamencas.

-Un consejo para las flamencas

-Que sean muy selectivas, que elijan muy bien ese traje y no sean conformistas. Cualquier cosa no vale.

Esto es lo que la diseñadora,  que presentará su colección el sábado 4 de febrero a las 17:30, ha contado  a Wappíssima. Tú puedes hacerle ya tus preguntas escribiendo a wappissima@grupojoly.com

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios