Los famosos vienen de Oriente

Hacer feliz a las personas es probablemente la parte más bonita de la fama, y si se trata de niños pues mucho más. Por ello, no son pocos los famosos que en la época navideña reservan un sitio en su apretada agenda para repartir ilusión entre los más pequeños. Caras conocidas entre las que curiosamente hay una amplia representación del mundo del toreo. José Ortega Cano es uno de los diestros, que disfrazado de mago de Oriente, lanzó caramelos entre los chiquillos. Experiencia que tampoco se han perdido otros como José María Manzanares, Fran Rivera, Curro Romero o Manuel Díaz 'El Cordobés'. Éste, tras ser Gaspar, Melchor y Baltasar en años sucesivos, se ha convertido esta Navidad en un simpático cartero real. Se apunta también Jesulín de Ubrique, que ha pintado su cara de negro para ser el rey Baltasar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios