Abierta al tráfico la carretera que une Cádiz con Ronda que fue cerrada tras las lluvias

La Consejería de Fomento y Vivienda ha abierto al tráfico este domingo la carretera A-374, entre Algodonales (Cádiz) y Ronda tras finalizar las obras de emergencia ejecutadas con una inversión superior a los 300.000 euros para reparar con urgencia los daños ocasionados por el desprendimiento de un talud debido a los efectos del último temporal.

Esta carretera ha permanecido cortada al tráfico durante los últimos días en el punto kilométrico 8, en el término municipal de El Gastor (Cádiz), para facilitar el desarrollo de estos trabajos de emergencia, según informó la Junta en una nota. Los trabajos han consistido en la retirada de la malla metálica deteriorada existente, de unos 600 metros cuadrados de extensión, y la restauración del talud de piedra suelta con medios manuales, retirándose las citadas grandes rocas que se habían quedado suspendidas en el talud.

Además, se ha procedido a la retirada de más de 500 metros cúbicos de piedras y lodos, así como a la limpieza integral de la vía y el repintado de las marcas viales afectadas. En esta actuación de urgencia de la Junta para garantizar la seguridad del tráfico en esta vía se ha instalado una nueva malla metálica de triple torsión y a la ejecución de malla de cables de acero de alto límite elástico anclada con barras de sujeción en cuadricula.

En estas labores de emergencia han participado más de un docena de trabajadores y se ha contado con maquinaria especializada, así como escalas para los empleados que han realizado la caída controlada de las grandes rocas. En el desarrollo de estas obras se han utilizado dos máquinas retroexcavadoras, cuatro camiones, un compresor, una máquina barredora y tres martillos rotos percutores.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios