Activan la alerta naranja en la Costa por riesgo de altas temperaturas

  • La Agencia Estatal de Meteorología prevé que se alcancen los 39 grados de máxima · En la comarca de Antequera se mantiene el nivel amarillo

Regresa el calor sofocante. Después de varios días de tregua en la provincia, las comarcas del Guadalhorce y la Costa del Sol estarán al borde de la ebullición, con los 39 grados de máxima que previsiblemente se alcanzarán hoy. La nueva ola de calor que está afectando a la Península desde hace unos días y que ha originado incluso tormentas en algunas zonas del noreste peninsular llegará a su punto más álgido hoy en la provincia de Málaga, sobre todo en la zona de la Costa del Sol y en la comarca del Guadalhorce. Tanto es así que desde las 12:00 hasta las 21:00 la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) activará la alerta naranja por riesgo de altas temperaturas.

Pero no serán las dos únicas comarcas afectadas por la subida del mercurio. La comarca de Antequera también sufrirá el acoso de las altas temperaturas. Desde ayer, esta zona está soportando temperaturas de hasta 38 grados centígrados que se mantendrán durante la jornada de hoy. Por ello, el Centro Meteorológico de Málaga mantendrá activada un día más la alerta amarilla en la zona desde las 12:00 hasta las 20:00.

En el resto de las comarcas malagueñas como la Serranía de Ronda y la Axarquía, pese a soportar temperaturas superiores a los 30 grados, el Centro Meteorológico de Málaga no ha activado ningún nivel de alerta.

También continuarán las noches tropicales. Esta noche las temperaturas mínimas experimentarán un ligero ascenso en la provincia. Tanto es así, que se prevé que los mercurios no desciendan de los 25 grados. De nuevo el calor hará que sea una noche difícil en la que conciliar el sueño.

Ya, a partir de mañana, el mercurio comenzará a descender y se rebajarán los niveles de alerta, dando así un respiro a los malagueños durante algunos días y el fin de semana. Las temperaturas mínimas seguirán rondando los 25 grados centígrados.

La Consejería de Salud, en su Plan de Prevención de Altas Temperaturas diseñada para estos casos, recomienda a la población seguir una serie de medidas preventivas de hidratación y alimentación. Hidratarse correctamente bebiendo agua o refrescos y procurar que los medicamentos y alimentos estén bien conservados son algunas de ellas. También aconseja no realizar exposiciones al sol en las horas centrales del día, evitando las salidas al aire libre y la práctica de actividades físicas en las horas de más calor -entre las 12 del mediodía y las seis de la tarde-.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios