Alhaurín de la Torre y Torremolinos lideran el 'no' al POT metropolitano

  • Los alcaldes de Málaga, Coín y Alhaurín el Grande se abstienen en la primera votación sobre el Plan de Ordenación del Territorio. Las reservas de VPO y la movilidad, principales escollos del documento

Ningún municipio gobernado por el Partido Popular (PP) ha apoyado el Plan de Ordenación del Territorio (POT) metropolitano, un documento que ordena y sienta las bases del desarrollo futuro de la capital y otros 12 municipios del entorno.

No obstante, de los cuatro alcaldes del PP afectados, únicamente los de Torremolinos, Pedro Fernández Montes, y Alhaurín de la Torre, JoaquínVillanova, votaron ayer en contra del POT en la primera reunión que ha congregado a las autoridades municipales para constituir la comisión redactora del documento.

Los alcaldes de Málaga, Francisco de la Torre, y Alhaurín el Grande, Juan Martín Serón, ambos también del PP, no apoyaron ayer el POT, pero quisieron hacer una señal a la negociación al abstenerse en la votación.

De los seis alcaldes del PSOE que gobiernan municipios incluidos en el plan, únicamente el regidor de Coín, Gabriel Clavijo, optó por abstenerse, mientras que el de Almogía, Cristóbal Torreblanca, no acudió a la reunión, que tampoco contó con la asistencia de ningún representante de Rincón de la Victoria, gobernado por los socialistas en alianza con independientes.

El concejal de Urbanismo de Málaga, Manuel Díaz, indicó ayer que los elementos en los que, en el caso de la capital, no hay acuerdo con el POT residen, fundamentalmente, en la reserva del 60 por ciento del suelo en Campanillas para hacer viviendas de protección oficial (VPO), cuando el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de Málaga contempla destinar a pisos protegidos el 40 por ciento de este suelo. Tampoco apoyan la creación de una gran área logística de apoyo en una superficie de 290 hectáreas entre Campanillas y Cártama cuando el plan urbano de la capital la destina a desarrollo residencial y equipamientos.

En relación a la construcción por encima de las rondas de circunvalación, Díaz estima que puede haber oportunidades para llegar a un acuerdo puesto que el POT propone proteger este territorio "y el PGOU lo que plantea es un desarrollo muy bajo y la reforestación de 2,9 millones de metros cuadrados.

Las reservas para VPO también son un elemento de discrepancia para el Ayuntamiento de Alhaurín de la Torre. Su alcalde, Joaquín Villanova, indicó ayer que se opone radicalmente a que en una extensión de 160 hectáreas en la zona de El Romeral se edifiquen 8.000 viviendas, de las que el POT plantea que 4.800 sean de protección.

En su opinión este planteamiento conduce a la "supermasificación" en un municipio en el que a lo sumo hay 15 viviendas por hectárea "y la Junta ahora plantea 50". También critica que se agrupen tantas VPO "porque eso es hacer Soliva 3, es decir, un gueto. En todo caso lo que se debe hacer es redistribuirlas por todo el término municipal".

Esta previsión residencial del POT para Alhaurín de la Torre "está muy por encima de las previsiones del PGOU que contempla 13.000 viviendas nuevas, cuando aquí, sólo en una zona, ya nos plantean 8.000".

También se opone Villanova a la catalogación como suelo verde de un área de diseminados en la zona de La Alquería "donde viven desde hace 80 años 1.500 familias. Calificarlo como verde equivale a no poder planificar ni reordenar esa zona".

El alcalde de Alhaurín reivindica que la reserva de suelo para la ciudad aeroportuaria (para empresas de servicios vinculadas al aeropuerto) se amplíe hasta los cinco millones de metros programados en el PGOU del municipio, frente a los 1,5 millones de metros previstos en el POT, una superficie que considera insuficiente, más aún cuando el solo área industrial expropiada para ampliar el aeropuerto "ha afectado a tres millones de metros". También se quejó de que la comisión redactora se haya constituido "cuando el documento ya está redactado".

El alcalde de Torremolinos, Pedro Fernández Montes, declinó ayer pronunciarse sobre los motivos que le han llevado a votar en contra del POT, mientras que el de Alhaurín el Grande, Juan Martín, argumentó que en lo relativo a su municipio está de acuerdo "con el 90 por ciento" del plan, si bien optó por abstenerse para apoyar de esta forma las reinvidicaciones que se plantean desde Torremolinos y Alhaurín de la Torre.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios