El Ayuntamiento exige a la Junta la aprobación del PGOU "cuanto antes"

  • De la Torre critica la falta de información sobre el Guadalmedina y pide que la reprogramación de Fomento no afecte a la hiperronda

El Ayuntamiento de Málaga ha enviado ya a los diferentes departamentos y organismos de la Junta de Andalucía y del Gobierno central la documentación relativa al Plan General de Ordenación Urbana (PGOU). Por ello, el alcalde, Francisco de la Torre, exigió al Ejecutivo andaluz que "cumpla su tarea" y tramite la aprobación definitiva del planeamiento "cuanto antes", recordándole su compromiso de que ese visto bueno estuviera para final de noviembre.

En este sentido, De la Torre dejó claro que "nosotros hemos cumplido nuestra tarea", por lo que solicitó que la Junta "cumpla los calendarios que tiene en esta materia y no se repitan los plazos incumplidos en tramitaciones anteriores del plan", ya que "es importante que esté aprobado pronto".

Una vez aprobado el PGOU de forma provisional en un pleno el pasado 16 de julio, el Ayuntamiento envió "rápidamente", entre julio y agosto, la documentación a las áreas, las consejerías y los organismos autonómicos o de la Administración central que tenían que opinar al respecto.

A mitad de septiembre se cumplen, por tanto, los plazos de respuesta y a partir de ese momento comienza el de cinco meses que tiene la Junta para dar la aprobación definitiva. No obstante, la Consejería de Obras Públicas y Vivienda se comprometió a reducir ese tiempo a la mitad, por lo que, como indicó en rueda de prensa el regidor, sería "a final de noviembre cuando se dé la aprobación definitiva".

De la Torre hizo hincapié en la importancia que tiene la aprobación del PGOU de Málaga, ya que supone "abrir el camino a una serie de proyectos, iniciativas y posibilidades que la ciudad tiene". Al respecto, mencionó actuaciones como el macrohospital que promueve la Junta; la nueva Ciudad Deportiva del Málaga C.F. en la zona de San Julián; los suelos de la fábrica Epcos --antigua Siemens--; la ampliación del Museo de Artes y Costumbres Populares de la Fundación Unicaja, o los antiguos terrenos de Repsol, donde se prevén un parque, oficinas y viviendas.

GUADALMEDINA

En cuanto al segundo informe que está llevando a cabo el Centro de Estudios y Experimentación de Obras Públicas (Cedex) para buscar una solución que permita la integración en la ciudad del río Guadalmedina, De la Torre echó en falta "una mayor participación del Ayuntamiento".

"No somos tenidos en cuenta a efectos ni siquiera de la información que se pueda producir en el Cedex", criticó, ante lo que añadió que no se ha creado tampoco el comité técnico de seguimiento acordado en una reunión de la Fundación Ciedes --formada por administraciones públicas, sindicatos, empresarios, federaciones de vecinos, etcétera--.

Además, De la Torre dijo desconocer el encargo que hizo la Agencia Andaluza del Agua al organismo dependiente del Gobierno central. "Las respuestas a los requerimientos que hemos hecho han sido nulas", denunció, al tiempo que reclamó "consenso" y que "no se trabaje de manera unilateral ni ocultando información o quitando participación al Ayuntamiento".

El alcalde subrayó que la futura actuación sobre el Guadalmedina es "un proyecto muy importante" e hizo hincapié en que "sigue siendo prioritario para el Ayuntamiento", así como que éste "tiene que estar opinando de manera constructiva" en la definición de la actuación final, para lo que, como precisó, "necesitamos tener la información técnica que se esté dando desde el Cedex".

RECORTE DE FOMENTO EN OBRAS PÚBLICAS

Por otra parte, el primer edil demandó que obras públicas que lleva a cabo en Málaga el Ministerio de Fomento, como las de la hiperronda, del tercer carril de la Ronda Este o del acceso sur al aeropuerto, no se vean afectadas por la reprogramación acometida por el departamento que dirige José Blanco.

Al respecto, recordó que el Pleno municipal aprobó el pasado mes de julio una moción del equipo de gobierno del PP instando a Fomento a que "no añada más retrasos" a los que ya acumula la segunda ronda de circunvalación Oeste, con el objetivo de que se acabe ya con "esa imagen de atascos prácticamente habituales" que ofrece la ciudad.

De hecho, lamentó el retraso "gratuito" que ya acumula esta infraestructura, debido al "enfoque equivocado" del Gobierno central, e incidió en que "podía haber estado terminada en 2007 si no hubiera habido el error en el programa político del PSOE en 2004 de decir que no era necesaria la autopista de peaje y que bastaba con incluir un carril más en la autovía y que, por tanto, la nueva ronda la hacía el Estado".

Destacó que si Fomento "no va a afectar" el ritmo de las obras para la conexión Almería-Málaga a través de la Autovía del Mediterráneo, no hay que olvidar que "dentro de la A-7 está la Ronda de Málaga, que está hecha, pero que es insuficiente, ya que está saturada desde hace años", y mencionó también la importancia del tercer carril de la Ronda Este.

"Seamos coherentes", reclamó el primer edil malagueño, ya que "si la A-7 se termina, y nosotros queremos que se termine, las obras de la Ronda de Málaga no pueden estar paradas, porque el tráfico crecerá y el colapso será mayor".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios