CCOO rechaza los cambios en atención primaria y afirma que empeoran las condiciones laborales

  • El sindicato ha empezado a repartir hojas informativas a los trabajadores por los centros

Los dispositivos de apoyo son un recurso que se creó hace tres años en atención primaria -formado por médicos y enfermeros- que progresivamente sustituirá a los profesionales de urgencias (DCCU), con los que ahora coexiste. Pero a diferencia del modelo anterior, el nuevo provoca, según CCOO, la "deslocalización y polivalencia" de los trabajadores con el consiguiente empeoramiento de las condiciones laborales.

Para el sindicato se produce una deslocalización porque antes los profesionales estaban asignados a un centro de salud, mientras que el personal de dispositivo de apoyo se adscribe a un distrito sanitario. Ello entraña una dispersión geográfica porque "el trabajador puede estar hoy en el centro de salud de Puerta Blanca, mañana en el de Miraflores y pasado en el del Torcal", dijo el responsable de Comunicación de la Federación de Sanidad, José Ramírez, quien estimó que los cambios "se cargan el modelo de atención primaria" porque esas plazas no tendrán una población asignada como ahora, en la que cada profesional tiene sus pacientes. Además, para CCOO con estos cambios, se va hacia una polivalencia de médicos y enfermeros de los dispositivos de apoyo, ya que estos no sólo deben cubrir las urgencias -como los DCCU- sino también los salientes de guardias y las bajas.

La denuncia de CCOO se produce porque de las plazas que ha sacado el SAS en Málaga, el 46,49% (106) en el caso de los médicos y el 80% (76) en el de los ats son de dispositivo de apoyo. La creación de este recurso se deriva del Pacto de Urgencias firmado en 2007 por el SAS y varios sindicatos. CCOO y Sindicato Médico, las dos centrales que no lo firmaron, han rechazado esta semana los cambios.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios