La CEM hace públicas sus propuestas empresariales de empleo

EL pasado 14 de enero, el vicepresidente ejecutivo de la Confederación de Empresarios de Málaga (CEM), Javier González de Lara, intervino en el Foro Las políticas de empleo a debate, perspectivas de futuro y prioridades de desarrollo en la provincia de Málaga, en el marco de Málaga Horizonte 2012, un espacio de divulgación que persigue el doble objetivo de dar a conocer las actuaciones desarrolladas en la provincia por la asociación Madeca -vinculada a la Diputación Provincial- en los últimos años y aproximarse a los retos de desarrollo de la provincia.

La CEM forma parte de Madeca y está firmemente comprometida con el Plan de Actuaciones Estratégicas para nuestra provincia.

Javier González de Lara inició su intervención afirmando que el análisis del empleo implica aproximaciones desde el desarrollo económico, el bienestar social y la inclusión social. Para que resulten efectivas las actuaciones referidas al empleo es de vital importancia un alto grado de acuerdo de los actores que intervienen en el mercado laboral, de ahí que el diálogo social -que en Andalucía se concreta en los Acuerdos de Concertación- se convierta en un gran instrumento de progreso social. Hay que pensar que esta concertación permite paz social y crecimiento económico.

El buen resultado de este consenso puede comprobarse en el periodo de estos acuerdos, desde 1993 a 2006, con un crecimiento del PIB del 68,2 por ciento, creación de empresas -más de 150.000- y empleo, 1.363.300.

Desde las organizaciones empresariales se trabaja por mejorar las políticas de empleo considerando nuevas iniciativas mediante un decálogo de propuestas:

1Impulsar medidas que refuercen la capacidad de adaptación de empresas y trabajadores mediante la combinación de flexibilidad y seguridad.

2Reducción de la burocracia administrativa en cuanto afecta a la empresa.

3Promoción de un sistema de intermediación y contratación simple, flexible y fácil de gestionar, principalmente para las pymes.

4Acortar la distancia entre las políticas de formación y las necesidades del mercado.

5Una estrategia global que facilite el acceso a un aprendizaje permanente a lo largo de la vida sobre la base de una oferta integral y flexible de formación.

6Desarrollo del espíritu emprendedor fortaleciendo los aspectos socioculturales que incentivan la cultura emprendedora.

7Asumir los retos que se derivan de factores que afectan a los recursos humanos, como el envejecimiento de la población laboral, la mujer y el empleo, inmigración, integración de colectivos con dificultades o la conciliación de la vida laboral y personal.

8Promoción de una política de inmigración ágil y eficaz que facilite la integración laboral y social, adecuando la demanda y la oferta de trabajo a las necesidades de las empresas.

9Desarrollo de la responsabilidad social empresarial, con especial atención a las pymes.

10Consenso en las infraestructuras básicas, la ordenación del territorio y transportes por la directa influencia que ejercen sobre el empleo y la economía en general.

Estas iniciativas ya ocupan a la CEM, se conciertan con numerosas entidades públicas e instituciones de carácter privado, se actualizan y se proyectan en el próximo futuro.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios