El Colegio reclama "fidelizar" a los profesionales con estabilidad y condiciones laborales dignas

  • La entidad también propone que se permita la voluntariedad de la jubilación a los 70 años

El Colegio Médico de Málaga plantea que, ante la escasez de profesionales, el sistema sanitario público (SAS) tiene que "fidelizar" a los médicos con estabilidad y condiciones dignas de trabajo.

Su presidente, Juan José Sánchez Luque, cree que no se debe permitir a la ligera una entrada masiva de estudiantes en las facultades de Medicina porque, a la larga, sería contraproducente ya que podría repetirse la situación de paro que castigó al colectivo entre los años 80 y 90. Una medida de ese tipo, insiste, requiere un estudio muy minucioso.

Pero cree que hay otras medidas que sí podrían adoptarse. Entre ellas, la de permitir la jubilación voluntaria a los 70 años. En la actualidad, es obligatoria a los 65 salvo para casos contadísimos de profesionales eméritos que pueden continuar cinco años más.

Muchos especialistas que se jubilan a los 65 años en el SAS continúan trabajando en la sanidad privada, de modo que son pocos los que realmente se retiran de la profesión a esa edad.

El presidente malagueño -que dirige también el Consejo Andaluz de Colegios Médicos- sugiere además un cambio en el complemento de exclusividad como un incentivo para paliar la falta de especialistas. Ese plus se abona a los profesionales que sólo trabajan en la sanidad pública andaluza.

Sánchez Luque propone que se transforme en otro complemento. "Así no se cerraría la opción a que los médicos puedan compaginar su trabajo en la medicina pública y en la privada", argumenta.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios