Málaga

El Consejo Social exige un hospital como el de Cártama en la zona este

  • Estiman que esa infraestructura, el nuevo Regional, la reconversión del Carlos Haya y la reforma del Marítimo costarían 245 millones

Sesión ayer de la asamblea del Consejo Social. Sesión ayer de la asamblea del Consejo Social.

Sesión ayer de la asamblea del Consejo Social. / javier albiñana

El Consejo Social de Málaga reiteró ayer su demanda de un nuevo Regional detrás del Materno con 800 camas y exigió además un hospital como el del Guadalhorce en la zona este de la ciudad, la reconversión del actual Carlos Haya en un centro para enfermos crónicos y la remodelación del Marítimo de Torremolinos. El órgano ciudadano estimó que todas infraestructuras supondrían una inversión de unos 245 millones de euros, "cifra por debajo de los 260 millones invertidos" en el Parque de la Salud de Granada.

La mayoría de estas reivindicaciones ya son asumidas por la Consejería de Salud y por el grupo de expertos que diseña el mapa sanitario. Pero el escollo es la infraestructura en la zona este. La Junta (PSOE) no quiere allí un hospital y la Diputación (PP), dueña de los terrenos detrás del Materno donde se proyecta el nuevo Regional, exige para ceder el solar un centro hospitalario de alta resolución (Chare) en la parte oriental de la capital.

El alcalde promete suelo para el equipamiento que desplace el futuro Hospital Regional

El Consejo Social, en su informe final presentado ayer a la asamblea por la mesa técnica, reclamaba la "construcción de una infraestructura sanitaria en la zona este de Málaga de características similares al Hospital del Valle del Guadalhorce, con un coste estimado de unos 30 millones de euros", que tenga asistencia especializada y Urgencias.

La Federación de Vecinos Unidad exigió que se incluyera la palabra Chare en el documento y que no se despachara en "tres líneas" una reivindicación histórica de más de 100.000 habitantes. "¿Por qué no se puede solicitar de forma rotunda el Chare?", preguntó el presidente de la federación, Ramón Carlos Morales. "El nombre me da lo mismo, lo que queremos es que se haga", dijo el representante de UGT, Juan Miguel Contioso, en relación a la infraestructura en la zona este.

Tras un debate de casi una hora y media, finalmente, "en aras del consenso", se incorporó la palabra Chare al documento y se añadieron cinco folios en los que se aportan más argumentos para sustentar esa demanda ciudadana. La asamblea del Consejo Social tuvo lugar en la víspera de la reunión en la que hoy la consejera de Salud, Marina Álvarez, explicará el proyecto del nuevo Regional al alcalde de Málaga, Francisco de la Torre.

Durante la deliberación del órgano de participación, el representante de la Fundación Ronald McDonald expuso su preocupación por el futuro de la casa que, para fines benéficos, tiene en los terrenos en los que se proyecta el nuevo Hospital Regional. De inmediato, el alcalde manifestó su disposición a, "si fuera necesario", ceder suelo "en las zonas cercanas" para el equipamiento que se vea afectado por ese proyecto. "Habrá que darle una vuelta de tuerca", comentó el regidor.

El informe del Consejo Social sobre la situación sanitaria recuerda que la ratio de camas públicas de hospital por 10.000 habitante ha empeorado al pasar de 19,31 en 2003 a 15,47 en 2017, con lo que Málaga es "la última provincia de España". Y precisa que faltan 483 camas para alcanzar la ratio andaluza y 818 para llegar a la nacional. El documento detalla que hay que recuperar 1.893 puestos de trabajo perdidos en la sanidad pública en los últimos años por la restricción en la tasa de reposición impuesta por el Gobierno central y denuncia que "Málaga lleva soportando desde hace más de una década una falta de inversiones en materia de sanidad que no se han producido en otras provincias de nuestra comunidad".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios