Don Bosco pasea junto a 3.000 niños

  • La reliquia del santo procesionó por el centro de Málaga para acabar recibiendo un homenaje en la Catedral

Las reliquias de San Juan Bosco, que consisten en el brazo derecho con la que bendecía el santo, procesionaron en la mañana de ayer por todo el centro de Málaga, llevando tras de sí a más de 3.000 niños de distintos colegios que se iban uniendo en varios puntos del recorrido. La procesión comenzó a las nueve y media, hora en la que salió la vitrina con la réplica de Don Bosco y sus reliquias del colegio San Bartolomé, y duró hasta las 11:40, hora en la que estudiantes y profesores empezaron a entrar en la Catedral en donde se ofició un acto en su honor. De él se encargo el obispo de la ciudad, Jesús Catalá, que realizó una Eucaristía especial en un templo lleno, y no solo de niños.

Algunos turistas miraban la escena con estupor, agradeciendo el inesperado hecho que estaban viendo y no tenían previsto. Otros estaban sumamente molestos porque ante tal cantidad de gente, se quedaron sin ver el interior de la Catedral. Pero la mayoría participó en la fiesta, cantando con un mal castellano y bailando al son de la música que un grupo tocaba en la calle Císter.

La agrupación musical fue animando todo el recorrido, metidos en un remolque en el que habían tres guitarristas, un batería, un teclista y una persona con un micrófono que se encargaba de entonar vítores y canciones en honor a Don Bosco. Este animador era el que informaba al gentío presente de los colegios que se iban añadiendo a la marcha en los distintos puntos de la ciudad.

Las reliquias del santo están visitando todas las ciudades con presencia salesiana en el mundo. Ya viajó por los cinco continentes y desde el pasado mes de mayo recorre las ciudades españoles. Su peculiar tour comenzó en el año 2009, y hasta el 2015 no acabará, para conmemorar el bicentenario del nacimiento de Don Bosco.

La orden salesiana tiene mucho arraigo en Málaga, y precisamente esta ciudad fue la primera que le dedicó una calle. Por ese arraigo, el alcalde, Francisco de la Torre, quiso sumarse a la celebración y en la calle Refino descorrió la cortina de una placa en honor a la actividad de la congregación en la ciudad.

A las 13:30, los malagueños despidieron al santo que partió hacia Ronda y Antequera, lugar este último donde el obispo emérito de Málaga, Antonio Dorado, ofició una Eucaristía especial en su honor. La comitiva tendrá poco tiempo para descansar, ya que hoy, las reliquias de Don Bosco visitan Algeciras y La Línea. Ese ritmo se mantendrá hasta noviembre, mes en el que dejará España dejando tras de sí una gran participación juvenil.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios