La Guardia Civil interroga a las mujeres que trabajaban en los prostíbulos

La Guardia Civil interroga hoy a las mujeres que trabajaban en los prostíbulos de Cádiz y Málaga regentados por la red de explotación sexual desmantelada esta madrugada, han informado fuentes próximas a la investigación.

Guardias civiles mujeres se encargan de estas entrevistas para completar la investigación sobre las actividades ilícitas de la red de explotación sexual desarticulada esta madrugada, en una operación en la que han sido registrados cinco clubes de alterne de las localidades gaditanas de El Puerto, Chiclana, Conil y Medina Sidonia y uno más en Estepona, en Málaga.

Los quince detenidos están en dependencias de la Guardia Civil y pasarán, previsiblemente mañana, a disposición de un Juzgado de Instrucción de Chiclana, según han indicado las mismas fuentes.

Entre ellos está un matrimonio de más de sesenta años y sus dos hijos, el torero jerezano retirado Juan Pedro Galán, que en los ochenta, cuando llegó a torear en México con diez años, se convirtió en un niño "prodigio" de los ruedos, y su hermana.

En la casa del matrimonio, una lujosa vivienda de El Puerto, la Guardia Civil ha encontrado tras las detenciones 500.000 euros en fardos envueltos en plástico y atados con hilo de pescar escondidos debajo de un jacuzzi, además de más de 15.000 euros en la caja fuerte y abundante documentación que está siendo analizada.

Según las fuentes, el matrimonio se mostró "sorprendido" por la entrada de los agentes en su casa sobre la una de la madrugada, aunque no han puesto dificultades a su detención. "Han estado hasta agradables", han apuntado las fuentes.

Sus dos hijos fueron detenidos en sus respectivas casas durante esta operación que continúa abierta y que esta mañana prosigue con, entre otros, el registro de la finca 'El Toro', en Jerez.

Uno de los prostíbulos en los que se ha llevado a cabo la operación es 'La Hacienda', en el Puerto, y otros tienen nombres como 'Garum', 'Fontana', 'Aladina' o 'Medina'.

Las mujeres que trabajan en ellos, alguna de ellas extranjeras en situación irregular en España, se han sorprendido también cuando esta madrugada los agentes han entrado en los locales y han pedido la identificación tanto de las trabajadoras como de sus clientes, dentro de una operación en la que, según las fuentes, no se han producido incidencias.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios