Huelva, paraíso medioambiental

  • La provincia ofrece una amplia oferta de ocio en sus diversos espacios naturales con el Parque de Doñana como el principal estandarte

En el triángulo de arena que forma la confluencia de los ríos Tinto y Odiel, a orillas de la ría de su nombre, en una zona de gran interés natural se encuentra la capital de la provincia. En sus alrededores se encuentran además El Paraje Natural de las Marismas del Odiel, el Paraje Natural de los Enebrales de Punta Umbría y El Paraje Natural de las Lagunas de Palos y Las Madres; la Reserva Natural de la Laguna de El Portil y el Paraje Natural del Estero de Domingo Rubio; todos ellos espacios de enorme interés ecológico, por su diversidad faunística y botánica.

La ciudad está desde siempre ligada a los acontecimientos relacionados con el descubrimiento y conquista de América, y aún hoy día sigue siendo el municipio andaluz de mayor vocación hispanoamericana, como lo prueba la celebración anual del Festival de Cine Iberoamericano y todo tipo de actos relacionados con aquel continente; no en vano se encuentra en sus proximidades el Monasterio de la Rábida y el Puerto de Palos, desde donde partió Cristóbal Colón.

En su interior conserva multitud de muestras arquitectónicas y urbanísticas que son testigo de su historia y de la evolución, de la que según algunos estudios, fue la cuna de la mítica Tartessos: la Catedral, la Iglesia de la Concepción, la Iglesia de San Pedro, el Convento de las Angustias, el Santuario de Nuestra Señora de la Cinta, el Monumento a Colón, el Gran Teatro, y el Barrio Reina Victoria, ejemplo de arquitectura inglesa implantada a raíz de la explotación de las minas de la provincia por empresas de esta nacionalidad. De esta actividad también queda el embarcadero de mineral, interesante obra de ingenieria.

Dentro de la gastronomía, la provincia de Huelva cuenta con una cocina marinera especial de gran prestigio debido a su extenso litoral de cara al Atlántico. En ella podemos encontrar los mariscos y moluscos, con la coquina como producto estrella.

En cuanto al ocio, hay mil formas de divertirse y disfrutar en la provincia. Dentro de la amplia oferta turística con la que cuenta, el ocio se posiciona como una de las principales motivaciones para los viajeros a la hora de decantarse por el destino andaluz para pasar sus vacaciones. La diversidad de factores que favorecen la presencia de parques de ocio en nuestra región hace posible que dispongas de una gran variedad de ellos, ajustándose a todos los gustos. Los espacios naturales se complementan con parques temáticos, los parques de atracciones te permitirán experimentar sensaciones desconocidas y cargadas de emoción, mientras que los parques zoológicos, acuarios y jardines botánicos te sumergirán de lleno en un ambiente natural de contacto directo y abierto con el mundo de los animales y las plantas. Así, como ejemplo, encontramos al sureste de la provincia de Huelva, junto a la desembocadura del río Guadalquivir, el Parque Nacional de Doñana, declarado Reserva de la Biosfera y Patrimonio de la Humanidad. Doñana es el parque nacional de mayor extensión de España y uno de los más singulares de Europa, por la riqueza de su fauna y flora, así como por sus peculiares ecosistemas, entre los que destacan las marismas.

El parque es paso obligado de aves en sus rutas migratorias y, entre las especies animales protegidas que podemos observar, se encuentran el águila imperial, el lince ibérico, el buitre leonado y mamíferos como el ciervo, el jabalí, el gamo y la nutria. Se asienta sobre la depresión del Guadalquivir y, por tanto, su origen y evolución son producto del cierre y relleno constante del estuario del río. La singularidad de Doñana se debe a la diversidad de especies y biotopos que alberga.

La marisma es el mayor ecosistema en extensión del parque y el que otorga a este espacio una personalidad inconfundible, una zona húmeda de extraordinaria importancia como lugar de paso, cría e invernada para las aves europeas y africanas. Por otra parte, las dunas y corrales también componen uno de los paisajes más espectaculares de Doñana. Y para concluir la visita, nada mejor que conocer el escenario de la más multitudinaria romería de España, la Romería de la Blanca Paloma, en la marismeña aldea del Rocío.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios