Indemnizarán con 16.500 euros a una mujer que perdió la vista tras ser operada de cataratas

  • La mujer fue intervenida en octubre de 2007 en la clínica Pascual de Málaga

La Consejería andaluza de Salud ha resuelto indemnizar parcialmente con 16.490,24 euros a una paciente por la pérdida de agudeza visual que le ocasionó una intervención de cataratas a la que fue sometida en octubre de 2007 en la clínica Pascual de Málaga, concertada con el SAS.

Según consta en la resolución de Salud, facilitada a Europa Press por la Asociación El Defensor del Paciente, los hechos se remontan al 5 de octubre de 2007 cuando la paciente, P.V., fue derivada por la sanidad pública a la Clínica Pascual de Málaga, con la que mantiene un concierto, a fin de someterla a una operación de cataratas en el ojo derecho. Como consecuencia de la "defectuosa" intervención, la resolución admite como probado que existió una "no adecuación de la lex artis en el centro concertado", toda vez que alude al informe que elevó la Inspección, en el que se manifiesta que "con claridad el hecho determinante en el resultado lesivo es que el hospital no tomó la decisión correcta de atender las manifestaciones clínicas ocurridas en el postoperatorio precoz de la paciente".

Dicho informe admite que, en el caso de haber actuado de forma precoz en el postoperatorio, "podría haberse llegado al juicio diagnóstico de sospecha y al diagnóstico de certeza, lo que a su vez hubiese permitido el establecimiento precoz del tratamiento pertinente que minimizara el daño en el ojo derecho de la paciente".

En cuanto a la cuantía que se le concede, y que en opinión de El Defensor del Paciente es "ridícula a tenor del daño causado", la resolución detalla que "por los 17 puntos de secuelas se concede 14.523,44 euros, a razón de 854,32 euros por punto de secuela".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios