Málaga

Informática contra la desnutrición de los pacientes

  • El Clínico usa un programa para detectar a los enfermos ingresados que están desnutridos

Profesionales de la Unidad de Unidad de Nutrición con los residentes que han participado en la jornada. Profesionales de la Unidad de Unidad de Nutrición con los residentes que han participado en la jornada.

Profesionales de la Unidad de Unidad de Nutrición con los residentes que han participado en la jornada.

Las nuevas tecnologías pueden ser un gran aliado para la salud. El Hospital Clínico, por ejemplo, utiliza la informática para detectar la desnutrición de sus pacientes. Y no es un asunto baladí. Los especialistas estiman que la mitad de los enfermos hospitalizados están desnutridos en algún grado, lo que perjudica su evolución y recuperación. Porque a la hora de luchar contra una patología o superar un proceso quirúrgico estar bien nutrido es tan importante como tomarse bien los fármacos. El programa informático se llama Infornut y en base a los parámetros que arroja la analítica determina si el paciente padece o no desnutrición.

En caso afirmativo, salta una alerta que llega a los profesionales del Servicio de Endocrinología y Nutrición. Incluso el programa determina si los niveles son leves, medianos o altos. El responsable de la Unidad de Nutrición del Hospital Clínico, José Manuel García Almeida, explica que la desnutrición "se trata de un problema bastante común en los enfermos ingresados, que aumenta en el caso de los pacientes frágiles, por lo que debemos detectarlo lo antes posible y llevar a cabo un plan de actuación, basado normalmente en el enriquecimiento de la dieta dentro del hospital y en algunos casos, el aporte nutricional artificial adecuado y establecido especialmente para cada uno de los casos". Rosalía Rioja, enfermera de la Unidad, añade: "La nutrición es lo que nos da energía para vivir".

Mayores con dificultades para tragar por patologías neurológicas, pacientes terminales que casi no pueden masticar, enfermos de cáncer inapetentes tras la quimioterapia, personas con operaciones en la boca que no pueden comer e incluso horas de ayuno preparatorias para una intervención o posteriores a ella... La lista de razones para desnutrirse es muy variada. Unos enfermos llegan con desnutrición desde casa y otros se desnutren en el hospital. Lo importante es atajar el problema a tiempo. "La nutrición es importante, por ejemplo, para poner en condiciones al paciente para que afronte una operación o para que aguante la quimio", explica Rioja.

Por eso, el hospital organizó una jornada de formación para los médicos residentes (MIR). El objetivo era enseñarles a detectar los signos de desnutrición y los protocolos para actuar, siempre atendiendo a las características individuales del paciente. La actividad incluyó un taller para identificar los signos de disfagia, como se llama a la dificultar para deglutir provocada sobre todo por patologías neurológicas y oncológicas. Según explicó Rioja, los problemas para tragar en poco tiempo causan desnutrición. Además, pueden provocar atragantamientos y otras complicaciones porque los líquidos pasan a los pulmones en lugar de al estómago, lo que deriva en neumonías.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios