Juicio a un gestor acusado de corromper a siete menores a través del Messenger

  • El fiscal subraya que el sospechoso guardaba en su casa vídeos de encuentros con niños

Un gestor de Segovia se sienta hoy en el banquillo del Juzgado de lo Penal número 5 de Málaga acusado de siete delitos de corrupción de menores, otros siete de vulneración de la intimidad de los menores y uno de tenencia y distribución de pornografía infantil. La Fiscalía le exige 39 años de prisión. El acusado, Juan Antonio V., contactó a través del Messenger con una niña de 14 años y según la Fiscalía logró que le enviara una fotografía desnuda, la amenazó por teléfono para que le enviara más imágenes y como no lo conseguía usó sus claves en la red social Tuenti para colgar el desnudo de la menor, facilitando que fuera vista por todos sus contactos. También se apoderó de su Messenger que, una vez cambiadas las claves, comenzó a usar para perseguir a otras víctimas, de acuerdo con el escrito de acusación provisional del fiscal.

Todo esto ocurrió a lo largo de 2009, hasta que en agosto de ese año se presentó una denuncia. A partir de ahí los investigadores determinaron las líneas y protocolos de internet que utilizaba el sospechoso y dar con él en un pueblo de Segovia. La Policía realizó un registro en el domicilio del acusado y allí encontró, entre otros indicios, archivos pornográficos de menores que había compartido a través del programa de internet Emule además de nueve vídeos en los que aparecen cinco niñas y dos niños de entre 11 y 15 años manteniendo encuentros con él a través del Messenger en los que aparecen unas veces desnudos y otras masturbándose. El acusado se encuentra en prisión preventiva desde diciembre de 2010.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios