La Junta clausura 20 vertederos en Málaga

  • El volumen de residuos urbanos generados en Andalucía crece 1,4 millones de toneladas en 10 años

La Junta de Andalucía ha clausurado un total de 20 vertederos en la provincia de Málaga. Al final del periodo de vigencia del Plan Director Territorial de Gestión de Residuos Urbanos de Andalucía (1999-2008) se han cerrado un total de 232 vertederos en la comunidad autónoma, frente a los 113 previstos, por lo que, tal y como señala Medio Ambiente, "se han cumplido ampliamente los objetivos marcados". Para ello, se han invertido 45,9 millones de euros.

Asimismo, el volumen de residuos urbanos generados por la población en Andalucía ha aumentado en los últimos diez años en 1,4 millones de toneladas, lo que significa que si en 1999 cada habitante emitía 1,19 kilos de basura al día, en el año 2008 la ratio era de 1,66 kilos por habitante y día. Así, según los datos facilitados por la Consejería de Medio Ambiente, desde que se inició el Plan, la generación de residuos urbanos ha crecido de manera "significativa y sostenida", pasando de los 435 kilos de basura al año que emitía cada habitante en 1999 a los 606 generados en 2008. Frente a ello, según recoge la evaluación de dicho Plan, cuyos objetivos son el apoyo de la recogida selectiva de residuos, la consolidación de una estructura regional de centros de tratamiento o la recuperación al máximo de la fracción orgánica, se han superado las previsiones en cuanto al número de infraestructuras de gestión activas, con un total de 117 frente a las 115 previstas.

Estas 117 instalaciones se reparten entre 23 plantas de recuperación y compostaje con vertederos de apoyo, 26 plantas de clasificación, 63 estaciones de transferencia de residuos y cinco vertederos. Además, existe una red de 145 puntos limpios construidos, 25 más proyectados y varias instalaciones móviles.

Por otro lado, en cuanto a la recogida de residuos, en Andalucía el modelo consolidado se apoya en cuatro contenedores: contenedores de vidrio, papel-cartón, envases (plástico, metálicos y multicapa) y fracción resto, en la que se incluye la materia orgánica -salvo en Córdoba, donde la fracción resto va al contenedor de envases-.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios