La Junta incluirá a la Axarquía en el decreto de sequía en dos semanas

  • La consejera de Medio Ambiente no concreta medidas para garantizar el abastecimiento y acabar el mapa de depuración

La situación crítica en la que se encuentra el pantano de La Viñuela ya no admite más demoras. La decisión de incluir a la comarca de la Axarquía en el decreto de sequía, que lleva casi tres años en vigor en la capital malagueña y seis municipios de la zona de la Axarquía, ya está tomada y la Junta de Andalucía tiene previsto darle el visto bueno definitivo en las próximas semanas.

El primer paso lo dará el Comité de Gestión de la Sequía que tiene previsto reunirse la semana que viene. La consejera de Medio Ambiente, Cinta Castillo, confirmó ayer la medida que los municipios de la zona oriental de la provincia de Málaga llevan pidiendo varios meses ante el drástico descenso que las reservas hídricas de este embalse ha experimentado desde que comenzó la sequía hace cuatro años.

Según los últimos datos de la Cuenca Mediterránea Andaluza, La Viñuela almacena sólo 17,8 de los 170 hectómetros cúbicos que tiene de capacidad y las últimas lluvias apenas si se han dejado notar.

El Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía aprobará la inclusión de la comarca de la Axarquía en el decreto de sequía previsiblemente a mediados de octubre una vez, según explicó la consejera, que "todos los agentes sociales y económicos implicados consensuen la medida" que implicará restringir el agua potable únicamente para el consumo urbano.

Aunque no especificó actuaciones concretas, Castillo aseguró que "Málaga no está en una situación parecida a la del resto de Andalucía porque está siendo especialmente castigada y lo más importante es garantizar el abastecimiento a la población".

La consejera, que ayer se reunió en Málaga con el presidente de la Diputación Provincial Salvador Pendón, señaló también como objetivo prioritario del Gobierno andaluz la finalización del mapa de depuración de las aguas residuales debido al retraso que aún hay en la provincia para cumplir con las directrices de la Unión Europea.

A pesar de que un informe elaborado por la propia Diputación cifraba en más de un tercio la población de la provincia que aún no depura sus aguas residuales, la responsable andaluz de Medio Ambiente resaltó el esfuerzo realizado por la administración para terminar las infraestructuras pendientes y aseguró que sólo el 20% no lo hace.

Pero el retraso que acumula el cumplimiento de la directiva comunitaria en materia de depuración "exigirá trabajar de manera más intensa en la provincia de Málaga y será nuestro objetivo número uno", según Castillo.

Estos serán algunos de los aspectos que se incluirán en el acuerdo andaluz del agua que la Junta de Andalucía pretende concretar en los próximos meses con la aprobación de la futura Ley de Aguas, cuyo texto provisional será presentado en el Parlamento a principios de 2009 para que entre en vigor a finales de ese año o principios del próximo.

Como novedad, el Gobierno andaluz está barajando la creación de un observatorio público que determine cuánto se paga por el agua en cada municipio. El objetivo es llegar a una homogeneización del precio del agua en todas los municipios.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios