La Junta licita la mejora viaria entre Málaga y el Guadalhorce

  • La carretera, de 6,1 kilómetros, costará unos 50 millones y el plazo de obra es de 26 meses · Tendrá conexiones con el aeropuerto y los polígonos de la capital

La Junta de Andalucía acaba de sacar a licitación, por un importe cercano a los 50 millones de euros y con un plazo de ejecución de 26 meses, la construcción de la segunda fase del vial metropolitano distribuidor oeste de Málaga, que permitirá mejorar sustancialmente las actuales conexiones entre la capital y la zona del valle del Guadalhorce. El proyecto planteado por la Consejería de Obras Públicas plantea una especie de vía-parque, que en algunos puntos tendrá cien metros de ancho, de uso peatonal y con carriles bici.

La nueva infraestructura, que permitirá enlaces con Alhaurín de la Torre, con la segunda ronda de circunvalación de Málaga, con el aeropuerto y con los polígonos industriales localizados junto al río Guadalhorce, tendrá una longitud de 6,1 kilómetros. El eje principal, que discurre por los términos municipales de Alhaurín de la Torre y Málaga, tendrá 5,8 kilómetros, al que se le sumarán dos vías transversales: una, de 300 metros, para unir Churriana con la hiperronda y, la segunda, de 460 metros, para conectar con el viario previsto por el Ayuntamiento en los polígonos.

La carretera estará compuesta de calzadas separadas de dos carriles cada una y la previsión es que por la misma pasen unos 30.000 vehículos diarios, de los que el tráfico pesado puede suponer hasta el 13 por ciento en alguno de los tramos.

El diseño prevé seis conexiones, todas resueltas mediante la ejecución de glorietas. La primera, de la que parte el vial metropolitano, conecta con la carretera A-366 y recogerá los vehículos procedentes de Alhaurín de la Torre y Torremolinos. La segunda, conectará con la vía A-404, que une Churriana con Coín. La tercera rotonda unirá, a través de una de las carreteras transversales ya mencionadas, con el enlace de Churriana de la segunda ronda, así como con el nuevo acceso norte al aeropuerto.

El cuarto nudo articulará los movimientos de la barriada de Zapata para llegar a la quinta glorieta a través del segundo ramal transversal con los polígonos industriales. Y el último de los nudos, en el que acaba la carretera, se sitúa en la rotonda que sobre la carretera MA-401 se va a ejecutar con las obras de la hiperronda. Desde aquí se podrá llegar hasta Mercamálaga, el Parque Tecnológico de Andalucía (PTA), el CTM, la Universidad y la Avenida Ortega y Gasset.

Esta obra, incluye, además, varios puentes, con una longitud total de un kilómetro. Una de estas estructuras, de 385 metros, permitirá salvar el encauzamiento del río Guadalhorce, con lo que se crea una nueva conexión entre ambas márgenes del río.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios