La Junta pagará el parque de Arraijanal pero deja al Ayuntamiento el resto de instalaciones

Comentarios 1

El desarrollo final de los poco más de 500.000 metros cuadrados de Arraijanal, donde se dibuja un parque metropolitano y la ciudad deportiva del Málaga, vuelve a estar pendiente de ciertas correcciones que ha de materializar la Gerencia de Urbanismo en el plan especial del sector antes de que el mismo entre en vigor. Si bien la consejera del ramo, María Jesús Serrano, firmó la aprobación final del documento a finales de enero, el mismo no podrá ser publicado hasta que se formalicen esos ajustes, entre los que se incluye la supresión de posibles usos residenciales ligados a cualquier otro uso que no sea el deportivo, "salvo que cuente con informe favorable de Aviación Civil"; se insiste en la necesidad de respetar la altura en las edificaciones marcada en el planeamiento para este tipo de zonas verdes, con un máximo de dos plantas de altura y 8 metros, y la corrección de las "contradicciones" existentes sobre la reserva de aparcamientos.

Pero la cuestión que parece generar más dudas es la relacionada con los costes de actuación. Al margen de la Academia, cuyo desarrollo corresponderá al Málaga, el director general de Ordenación del Territorio, Rafael Márquez, fue claro ayer al explicar a este periódico que la Junta mantiene su compromiso con la construcción del parque metropolitano, si bien subrayó que lo que está al margen de la zona verde ha de ser asumido por el Ayuntamiento. "Lo que hay de puertas hacia adentro del parque es de la Junta, lo que hay de puertas hacia afuera es del Ayuntamiento", dijo Márquez, quien precisó que esta cuestión ya fue puesta sobre la mesa en una reunión celebrada en mayo del año pasado. Igualmente aludió a que la cuestión sobre el mantenimiento y la gestión de la futura zona verde habrá de ser objeto de un futuro convenio entre las partes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios