Mahou-San Miguel refuerza su inversión en su fábrica en Málaga

  • La cervecera mejoró su planta el año pasado con 23 proyectos para ser más eficientes

La compañía cervecera Mahou San Miguel invirtió durante el pasado año más de 1,5 millones de euros en su centro de producción de Málaga, donde se han realizado 23 proyectos enfocados, principalmente, a la mejora del proceso productivo y a contar con instalaciones más modernas, seguras, operativas y eficientes.

Desde la empresa han recalcado en un comunicado de prensa los "esfuerzos" para aumentar la capacidad y flexibilidad de los procesos, así como la mejora en materia de innovación y productividad, ejes estratégicos para la compañía.

En la última década, la compañía ha destinado cerca de 35 millones de euros a esta planta en Málaga, que está en funcionamiento desde 1966. Cuenta con una superficie de 60.000 metros cuadrados y tiene una capacidad de 2,5 millones de hectolitros al año.

Además, según explican, posee las certificaciones de calidad ISO 9001, de gestión de la salud y la seguridad en el trabajo OHSAS 18001 y de seguridad alimentaria ISO 22000. "Nuestro centro de producción de Málaga se sitúa a la vanguardia del sector en innovación y compromiso medioambiental", ha señalado el director del centro de producción, José Manuel Huesa, quien ha destacado que este aumento de las inversiones "confirma nuestra visión de largo plazo y nuestro firme compromiso con la ciudad".

Otro foco en el que se ha trabajado en la planta malagueña es en seguir garantizando un "óptimo" comportamiento ambiental. Dicen que, gracias a las inversiones en este ámbito, se ha logrado reducir un 4,6% su consumo de agua y mantener la tasa de revalorización de residuos en el 99,87%. La planta posee certificaciones ambientales como EMAS o ISO 14000.

En Andalucía, la firma cuenta con tres centros de producción de cerveza y una planta de envasado de agua. El objetivo de esta inversión ha sido, aseguran, seguir dotando a sus instalaciones de las tecnologías "más innovadoras y respetuosas con el entorno para ganar, no sólo en eficiencia y operatividad, sino también en flexibilidad para satisfacer las exigencias del mercado y garantizar el mejor servicio al cliente".

En los últimos 10 años, Mahou San Miguel ha destinado más de 269 millones de euros a mejorar sus activos industriales y asegurar su competitividad futura. En concreto, en 2014, ha invertido 24 millones de euros en el desarrollo de 160 proyectos de inversión, realizados tanto en el centro de Málaga como en los ubicados en Alovera (Guadalajara), Burgos, Lleida, Granada, Córdoba y Candelaria (Tenerife) y en sus plantas de envasado de agua de Beteta (Cuenca) y Los Villares (Jaén).

Mahou San Miguel logró en 2014 un beneficio de 168 millones de euros, un 1,8% que el año anterior, y una cifra de negocio de 1.153 millones de euros, con un 3% de crecimiento.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios