Málaga, sabor agridulce en la red

  • La provincia cuenta con una penetración de 26,1 líneas de banda ancha fija por cada 100 habitantes, situándose entre las 20 primeras ciudades españolas y la primera andaluza pero no destaca por ser una de las que más uso les da.

Un mayor número de infraestructuras no significa un aumento en el uso de los servicios que ofrecen. Al menos esta es la experiencia de Málaga, que cuenta con una penetración de 26,1 líneas de banda ancha fija por cada 100 habitantes, situándose entre las 20 primeras ciudades españolas y la primera andaluza con un total de 421.058 líneas, según los datos extraído de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (Cnmc). No obstante, la provincia -con más de 1,6 millones de habitantes- no destaca por ser una de las que más uso da a los servicios que ofrecen estas infraestructuras en proporción a los datos, caso opuesto al de Almería, que barre en las redes sociales.

En este sentido, no cabe duda del uso social del ciberespacio: ver qué hacen los contactos, enviar mensajes, publicar contenidos o chatear. De hecho, la evolución del uso de las redes sociales en el país ha experimentado un notable crecimiento desde 2009 en las personas entre 18 y 55 años: se ha pasado de un 51% de los internautas hasta un 82% en la actualidad -cifras que se traducen en 14 millones de usuarios-, según los datos recogidos en el VI Estudio Anual de Redes Sociales.

En la capital, con 566.913 habitantes, existen un total de 460.000 perfiles de Facebook. Esta cifra desciende hasta los 91.550 usuarios en Twitter, según el primer estudio sobre los usuarios de estas redes sociales en España elaborado por The Social Media Family. De este último total, unos 45.558 perfiles son activos prácticamente casi a diario y 27 cuentas están verificadas, acorde a los mismos datos.

En dicho informe se destacan además las redes sociales más populares entre las personas mayores de 18 años: Facebook, Twitter y Youtube presentan ratios de reconocimiento de 99, 94 y 94%, respectivamente. En el caso de Facebook, la red social por excelencia, es la más "utilizada o visitada" -96% y un promedio de uso de 7 días-, seguida de Youtube (66%) y Twitter (56%). No obstante, la mejor valoración se la lleva Youtube, con 8 puntos; seguida de Spotify (7,9), Instagram (7,7) y Facebook (7,6).

Sin embargo, más allá del aspecto social que pueda brindar el ciberespacio, las consecuencias derivadas de un mal uso de las nuevas tecnologías pueden ser "nefastas", llegando incluso a crear adicciones importantes. Así, según el último estudio de la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) sobre el riesgo de adicción a móviles y ordenadores, un 25% de los españoles entre 18 y 64 años muestra síntomas de estar enganchado a internet y un 26% reconoce que su vida personal depende bastante del móvil.

Dentro de este espectro, cuando se utilizan las redes sociales de manera saludable, según los expertos, se fomenta el acercamiento -aunque virtual- a los amigos. No obstante, cuando el uso de las redes suple la faceta y el contacto social se pone de manifiesto un problema previo al aislamiento social. En este sentido, para una de las componentes de la Sociedad Española de patología Dual (Sepd), Rosa Fernández Marcote, las nuevas tecnologías como las redes sociales o el WhatsApp están favoreciendo la aparición de casos de dependencia emocional. "Distorsiona a la persona que la padece y varía su comportamiento normal en el entorno laboral, familiar, social y emocional", añadió Fernández Marcote.

Aunque no hay estudios en los que se precise un perfil definitivo del adicto a las redes sociales, los expertos recalcan que suelen ser jóvenes -por lo general en la adolescencia, cuando se es más vulnerable a caer en este tipo de adicción al tener un mayor contacto con las redes sociales y el manejo de dispositivos electrónicos-, y con problemas de habilidades sociales. Los síntomas que provoca el enganche a las nuevas tecnologías, a rasgos generales, pasan por la ansiedad, la ira, la irritabilidad o la alteración en el sueño.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios