El Miramar abrirá sus puertas en 2015 tras una inversión de unos 60 millones

  • El hotel de cinco estrellas gran lujo contará con 191 habitaciones, incluyendo nueve suites especiales y 14 juniors · Los propietarios pretenden que conserve el nombre de Miramar o el de Príncipe de Asturias

La reconversión del Palacio de Miramar en hotel de cinco estrellas gran lujo se hará realidad en 2015, cinco años más tarde de lo previsto, según las previsiones trazadas por la empresa propietaria, Hoteles Santos. El presidente del grupo hotelero, José Luis Santos, aseguró ayer durante la presentación del anteproyecto a los medios de comunicación que el objetivo de la compañía es presentar la solicitud de licencia este verano para poder disponer de ella en 2012, para que a lo largo del año que viene puedan comenzar los trabajos.

El autor del proyecto de rehabilitación del edificio, el arquitecto José Seguí, justificó parte del retraso "en la necesidad de poner en orden todos los datos técnicos" solicitados al ser un inmueble con protección arquitectónica y que su último uso fue judicial. La inversión del proyecto ascenderá a unos 60 millones de euros, que se desglosan en unos 40 para los trabajos, incluido el aparcamiento, y los 21 empleados en la adquisición del inmueble. Fuentes cercanas al proyecto aseguraron que dadas las características de la construcción, que hasta enero de 2008 fue sede de la Audiencia Provincial de Málaga, el coste medio de la rehabilitación puede rondar los 1.000 euros por metro cuadrado.

Su condición de edificio catalogado por el planeamiento general vigente con el grado 1 de protección arquitectónica implica la restauración completa de todos los elementos originales, incluyendo tanto los elementos que tienen estructura propia, como balcones, cornisas, voladizos, impostas, etcétera, como los materiales a emplear en las carpinterías exteriores, cubiertas de teja, balaustradas, adornos y pinturas.

El hotel, que contará con 191 habitaciones, de ellas nueve suites especiales y 14 junior, generará la creación de 200 puestos de trabajo directos. "Será un punto de referencia para la Costa del Sol, no solo por la calidad de las instalaciones, sino por la oferta que representará para el turismo de reuniones o de congresos. Será el mejor hotel de Andalucía y uno de los referentes en Europa. Se convertirá en el punto de encuentro que la ciudad no ha tenido", dijo Seguí.

En cuanto al nombre del hotel, Santos aseguró que su grupo pretende que conserve el de Miramar o el de Príncipe de Asturias, con el que fue inaugurado en el año 1926 por el rey Alfonso XIII. "No queremos modificar la historia, sino continuarla", destacó el propietario, que en todo momento subrayó la "enorme ilusión" que le provocaba un proyecto de estas características: "Algo así solo se puede hacer una vez en la vida".

De acuerdo con las exigencias planteadas por la Junta de Andalucía, Hoteles Santos deberá mantener la actividad hotelera al menos treinta años, plazo que comenzará a contar en el momento en el que estén finalizados los trabajos de adecuación. No obstante, Santos aseguró que el edificio se convertirá en uno de los patrimonios de la compañía: "Si no lo necesitamos para comer o para pagar la nómina de uno de los empleados, jamás lo venderemos. Es parte de nuestra filosofía".

En cuanto a la recuperación del establecimiento hotelero, Seguí destacó que será bastante fiel al proyecto inicial: "Lo que hemos hecho es seguir las huellas del proyecto original porque el de Guerrero Strachan [el arquitecto que diseñó el edificio] es muy bueno. Se puede recuperar con mucha facilidad".

Por su parte, el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, afirmó que Málaga ya está entre los destinos de turismo de ciudad "más importantes de España" e hizo hincapié en la aspiración de que sea "la tercera, después de Madrid y Barcelona". Finalmente, el consejero de Turismo y Deportes de la Junta de Andalucía, Luciano Alonso, remarcó que este proyecto conlleva "ilusión" porque el edificio "volverá a ser lo que fue en un momento determinado" y "esperanza" para que la capital "pueda seguir progresando con un hotel de referencia y singular". "Este edificio es una obra de arte y seguro que José Seguí lo entregará con la misma pasión que la expresada por quien lo diseñó".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios