Muere un niño de 4 años al caer desde la terraza de la segunda planta de un piso

  • El menor estaba a cargo de un familiar

  • La investigación apunta a que fue accidental

Sanitarios y policías, en Camino del Pato, donde se produjeron los hechos. Sanitarios y policías, en Camino del Pato, donde se produjeron los hechos.

Sanitarios y policías, en Camino del Pato, donde se produjeron los hechos. / m. h.

Un niño de 4 años falleció ayer al mediodía tras haberse precipitado desde la terraza de una vivienda, situada en una segunda planta en el número 2 del Camino del Pato, en la zona de Carretera de Cádiz, según confirmaron fuentes policiales. El menor se encontraba al cuidado de un familiar cuando se produjeron los hechos. La Policía Nacional, tras tener conocimiento de lo ocurrido, abrió una investigación, que apunta a un posible accidente, señalaron las mismas fuentes. El servicio de emergencias sanitarias 112 Andalucía, adscrito a la Consejería de Justicia e Interior de la Junta, recibió en torno a las 14:30 el aviso de tres particulares que alertaban de que una persona había caído al vacío desde una terraza. Desde el centro coordinador se alertó al Cuerpo Nacional de Policía, a la Policía Local y a la Empresa Pública de Emergencias Sanitarias (EPES 061). Una vecina contactó también con este último servicio para informar de que, tras escuchar un fuerte golpe, se había percatado de que en el suelo había un niño sangrando.

Los sanitarios activaron de forma inmediata dos equipos, pero a su llegada solo pudieron certificar el fallecimiento del pequeño. Asimismo, se solicitó la intervención del Grupo de Intervención en Emergencias y Desastres del Colegio Oficial de Psicología (Giped) para atender a los familiares.

Por otra parte, hacia las 16:00, el 112 registró otra llamada que avisaba de que se había precipitado una persona en la calle Amadeo Vives, en la barriada malagueña de Huelin. Se trataba de una menor de 12 años. En este caso, aunque se sigue investigando lo ocurrido, todo apunta a que la caída no fue accidental sino que se produjo de forma voluntaria.La última caída de un menor que también acabó en tragedia tuvo lugar el pasado mes de octubre. Un niño que semanas después habría cumplido 13 años falleció tras precipitarse desde el balcón de su casa, situada en una sexta planta de un edificio de la avenida Juan Sebastián El Cano en El Palo. Tampoco en esa ocasión los sanitarios pudieron hacer nada por salvar la vida al menor, que según la investigación se cayó tras haberse asomado a la terraza. Era, describieron entonces varios vecinos, buen estudiante y deportista. Un día antes había salido a pasear con sus amigos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios