Mujeres al poder en la UMA

  • El Consejo de Dirección incluye a seis vicerrectoras y a otros seis vicerrectores · La paridad se pierde entre los mandos medios, con 9 mujeres y 15 hombres

La rectora de la Universidad de Málaga (UMA), Adelaida de la Calle, ha introducido la paridad en la cúspide del poder universitario. Seis de los doce vicerrectores son mujeres. Esta es la principal novedad del nuevo consejo de dirección que liderará la institución académica durante los próximos cuatro años.

El nuevo equipo de Adelaida de la Calle tomó ayer posesión de sus cargos en un acto institucional celebrado en el paraninfo universitario con toda la pompa y protocolo propio de estos acontecimientos. Del cuadro de vicerrectores siete proceden del anterior mandato, entre ellos figuran los responsables de áreas de peso como Ordenación Académica, Infraestructuras o Relaciones Universidad-Empresa. Otros cinco vicerrectores llegan por primera vez al Consejo de Dirección. Los cambios se han producido en los vicerrectorados de Calidad, Cultura, Bienestar Social, Innovación y Relaciones Internacionales.

Además, el Consejo de Dirección se completa con el gerente y el secretario general que se mantienen en sus puestos.

La paridad que Adelaida de la Calle ha querido llevar al centro de poder universitario, no se ha podido mantener entre los mandos medios, es decir, en el equipo de gobierno que componen los directores de secretariado, subdirectores generales, vicegerentes y el vicesecretario general. Se trata de un equipo compuesto por 24 personas en la que el cupo femenino queda reducido a nueve, es decir, a poco más de un tercio.

La Universidad de Málaga es la única de Andalucía dirigida por una mujer y una de las siete de España liderada por una rectora, frente a un total de 68 rectores.

El universo académico tiene marcado acento femenino. El 55 por ciento de los 32.640 alumnos que actualmente cursan estudios en la UMA son mujeres, porcentaje que se eleva hasta el 61 por ciento en el caso de los licenciados. Este porcentaje cae drásticamente en el caso de las catedráticas hasta un raquítico 13 por ciento.

La rectora exhortó a su equipo de gobierno a ejercer "un poder limitado" con criterios "éticos y de justicia social". Adelaida de la Calle explicó que el haber sido reelegida para dirigir la UMA cuatro años más no es "una segunda oportunidad", sino la ocasión de "continuar una acción de gobierno que requiere más tiempo". En este sentido, recordó los principales compromisos de su programa electoral para este mandato que pasan por impulsar la ampliación del campus de Teatinos para consolidar la ciudad universitaria, crear el parque científico-empresarial que será una pieza fundamental en la dinamización de la I+D+i y construir viviendas y residencias universitarias.

De la Calle también hizo alusión a retos pendientes como poner en marcha la administración electrónica en la gestión académica, económica y administrativa y crear una oferta académica que responda a las demandas sociales del momento.

Finalmente, la rectora subrayó sus compromisos para proyectar internacionalmente la Universidad de Málaga, facilitar la investigación y transferencia tecnológica desde la universidad al tejido empresarial, favorecer la igualdad de géneros y liderar proyectos sociales y ambientalmente sostenibles.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios