Policías piden que se paralice la 'grúa exprés' porque vulnera la ley

  • El sindicato Sip-an advierte que, de lo contrario, interpondrá un contencioso contra la ordenanza de Movilidad

Comentarios 1

El sistema de grúa exprés implantado por el Ayuntamiento de Málaga desde el pasado 1 de febrero -que permite a operarios retirar vehículos mal aparcados sin que haya en el lugar un policía local- vulnera la legislación vigente. Así lo entiende el Sindicato Independiente de Policía de Andalucía (Sip-an) que ayer pidió al Consistorio que paralice este dispositivo. De lo contrario, la organización presentará un recurso contencioso contra la ordenanza municipal bajo la que se ha puesto en marcha.

Según el sindicato, la grúa exprés vulnera el Reglamento Sancionador de Tráfico que establece que la infracción debe denunciarse al agente más próximo al lugar de los hechos. En el sistema implantado a principios de febrero, el operario saca una foto que envía a distancia a un policía municipal que es el que autoriza la retirada. Para el Sip-an, también viola la Ley Orgánica de Fuerzas y Cuerpos de Seguridad que estipula que esa función pueden hacerla otros trabajadores, además de los policías, pero que deben ser funcionarios. Los operarios de la Sociedad Municipal de Aparcamientos -que son los que sacan la foto y retirar el vehículo- son personal laboral. El secretario general del Sip-an insistió que la grúa exprés se usa en Madrid y Barcelona, pero que en esas ciudades son funcionarios y están refrendados por el Pleno, como marca la legislación.

El secretario de organización del sindicato, José Javier Puertas, incluso interpretó como "una presión a los policías para que autoricen un mayor número de retiradas" el hecho de que los jefes revisen aquellas peticiones de los operarios que son denegadas por los agentes. Según Puertas, no se revisan las solicitudes aceptadas, sino sólo aquellas que son rechazadas. El sindicato hizo hincapié en que el sistema es irregular porque por "afán recaudatorio se saltan las garantías del proceso sancionador".

La organización incluso ha elaborado un pliego de alegaciones para que los ciudadanos potencialmente afectados por la grúa exprés se lo descarguen de la página web del Sip-an (www.sip-an.es). "Está a disposición de todos los ciudadanos que sean víctimas de las irregularidades que este sistema posee", informó ayer el sindicato. Los operarios de la grúa tienen un sueldo de 1.400 euros, cantidad a la que se suma el plus por retirada de vehículos. El complemento va por módulos según los coches retirados y aumenta a medida que más unidades mal aparcadas se quitan de las calles. Para Troyano, hay una pérdida de la potestad sancionadora de los policías locales y una invasión de sus competencias "para buscar la rentabilidad de Smassa".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios