Protesta vecinal con final feliz en Avenida de Europa

  • Metro Málaga y Adif anuncian que instalarán un lavado para los camiones que accedan a los antiguos terrenos de Repsol

La Avenida de Europa vive casi de forma permanente bajo una nube de polvo, debido a los trabajos de Metro Málaga y de Adif, responsable de las obras del Ave. Sus vecinos, cansados, estallaron ayer. Pero sus quejas han encontrado respuesta de forma inmediata. Así, esta noche, está previsto que un dispositivo especial de limpieza elimine la suciedad de la citada vía. A largo plazo, la solución pasa por la instalación de un sistema de lavado de ruedas para todos los camiones que accedan a los antiguos terrenos de Repsol, que ya ha sido encargado y estará en funcionamiento antes de un mes.

El panorama de la Avenida de Europa ayer era "alarmante", algo que, según los vecinos y comerciantes de la zona, se repite desde hace meses. Sus aceras estaban llenas de tierra y un coche, después de varias horas estacionado, parecía abandonado. El origen de tanta suciedad son las numerosas obras que se realizan en los alrededores, pero sobre todo los camiones de Metro Málaga y de Adif, que salen y entran de los antiguos terrenos de Repsol y transitan por la citada vía con las ruedas llenas de barro. Éste se convierte en tierra, que la propia circulación se encarga de extender en forma de polvo.

"Una cosa es ser tolerantes con una obras que son positivas y necesarias para la ciudad, pero otra cosa es no poder vivir. Si tenemos que cortar el tráfico para hacernos oír, lo haremos", denunciaban los afectados antes de conocer la noticia, que se confirmó a última hora del día. Éstos tenían previsto reunirse el próximo viernes para acordar unas medidas de presión. Pero ya no será necesarias, pues los primeros pasos ya se han dado.

Raúl López, concejal de Carretera de Cádiz, dice ser conocedor del problema que les plantean vecinos y comerciantes. "Además de la polución, sabemos que la tierra de los camiones ha borrado la pintura de algunos tramos de la calzada y ha atorado algunas alcantarillas. Pero se va a actuar", afirma. La zona más problemática por la suciedad es el tramo hasta el cruce con la Avenida de la Paloma. Las medidas llegan para resolver un problema no sólo de higiene, también de salud y seguridad. Dicen los afectados que algunos ciudadanos con problemas respiratorios lo están pasando mal y que la arenisca ha provocado algún accidente de tráfico.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios