Salud ya tiene proyectadas cuatro nuevas salas de fisioterapia, una en la capital y tres en la provincia

  • Estarán ubicadas en Torremolinos, Fuengirola, Antequera y La Rosaleda

El Servicio Andaluz de Salud (SAS) ha hecho un esfuerzo en los últimos años por aumentar los recursos destinados a rehabilitación. De hecho, de las 29 salas de fisioterapia que el SAS tiene repartidas por toda la provincia, 12 han sido inauguradas en el último lustro. Muchos de los nuevos centros de salud se abren ya con un área para esta asistencia, como el de Tiro Pichón, en la capital, inaugurado en 2003; o los de Colmenar, Periana, Mollina y Cortes de la Frontera, abiertos en 2004.

Además, la Administración sanitaria andaluza tiene proyectadas otras cuatro nuevas salas de rehabilitación, una en la capital, que irá en el futuro centro de salud de La Rosaleda; y tres en la provincia, que se ubicarán en los nuevos ambulatorios previstos en Antequera y Fuengirola y en el Centro de Alta Resolución (CARE) anunciado en Torremolinos.

Fuentes de la Delegación de Salud indicaron que esas cuatro salas son las más inminentes porque ya están elaborados los planes funcionales de los centros de salud en los que se ubicarán, "pero eso no cierra la posibilidad a que se proyecten en el futuro más salas".

De las 29 áreas de rehabilitación que ya existen, cinco están en la capital. El resto se reparten por el interior de la provincia. En total, trabajan en las salas del SAS 48 fisioterapeutas. Algunas de estas áreas se ubican en los centros de salud para acercar la asistencia a la población y otras en los hospitales para dar tratamiento mientras los pacientes todavía están ingresados. Además, hay seis equipos móviles que se desplazan a domicilio para atender a aquellos enfermos que no pueden salir de su casa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios