Torremolinos remodelará la Avenida Manuel Fraga Iribarne

  • Las obras, de envergadura, obligarán a desviar el tráfico al tratarse de una vía principal

La Avenida Manuel Fraga Iribarne, antigua N-340 y principal vía de entrada y salida de Torremolinos, será objeto a partir de mañana de diversas actuaciones para mejorar su infraestructura. Fuentes municipales explicaron que serán obras "de gran envergadura" que afectarán a las líneas de alta tensión, así como a las canalizaciones de abastecimiento de agua y embovedado de un arroyo. Las obras se desarrollarán durante unos 40 días "aunque dependerá de su evolución".

La Delegación de Tráfico alerta de la posibilidad de que se produzcan retenciones en los accesos a Torremolinos desde la Costa del Sol Occidental ya que se procederá al estrechamiento y desvío del tráfico rodado en la avenida en el tramo comprendido entre la intersección con la Avenida de la Riviera (Los Álamos) y el cruce de La Colina. Debido a la intensa circulación que soporta esta vía, se han habilitado tramos alternativos. Para los vehículos procedentes de Málaga hacia Torremolinos o hacia Benalmádena Costa, podrán tomar el enlace a la autovía del Mediterráneo (A-7) situado del punto kilométrico 229.

Por otro lado, los vehículos procedentes de Málaga por Los Álamos podrán utilizar el desvío entre la entrada del Parador de Golf y el Centro Plaza Mayor, y desde allí acceder hacia el Paseo Marítimo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios