La Virgen de Gracia y Esperanza estrenará una corona y una saya

  • Las piezas han sido realizadas por Manuel Valera y Joaquín Salcedo respectivamente

La cofradía de los Estudiantes vivirá dos grandes estrenos en la próxima Semana Santa. El Lunes Santo, la Virgen de Gracia y Esperanza lucirá una nueva corona y una nueva saya. La corona ha sido realizada por el taller del orfebre cordobés Manuel Valera bajo un diseño de Fernando Prini. El proyecto se ha llevado a cabo gracias a la donación de un hermano y es algo que se comenzó en el año 2009 para conmemorar el 60 aniversario de la hechura de la virgen. La pieza está realizada en plata de ley con incrustaciones de piedras preciosas que comprende perlas, esmeraldas y brillantes labrada por ambas caras y que conforman un canasto de forma hexagonal con una configuración denominada de tipo imperial.

La ráfaga es de forma circular y está coronada por un ancla, símbolo de la esperanza. Su perímetro está rematado por rayos y estrellas que hacen referencia a un pasaje del libro del Apocalipsis. La corona, que fue presentada ayer, será impuesta en una ceremonia que tendrá lugar el próximo sábado a las 13:00 en la iglesia de San Agustín, sede provisional de la hermandad debido a la restauración de la iglesia del Santo Cristo. La función será oficiada por el obispo emérito Antonio Dorado Soto y estará concelebrada por el prior de la orden agustina, José Luis Sánchez Ortiz, el párroco de la feligresía Federico Cortés Jiménez y por el padre Justo, sacerdote responsable del templo.

Con motivo de esta imposición, la virgen titular de la cofradía de los Estudiantes también estrenará una saya bordada en oro sobre terciopelo burdeos obra del bordador malagueño Joaquín Salcedo. Este mismo artesano ha sido el artífice de las restauración del manto de procesión cuya restauración también se podrá contemplar en la próxima Semana Santa. Joaquín Salcedo también ha sido el autor del nuevo manto de camarín que la imagen mariana estrenó el pasado mes de diciembre con motivo de la festividad de la Esperanza.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios