El nuevo acceso al Puerto estará listo en agosto y podrá acoger 60.000 coches

  • La ministra de Fomento confía en que la vía descongestione el tráfico en las rondas

La cuenta atrás para las elecciones generales y autonómicas del próximo 9 de marzo sigue acentuando el número de balances de obras e infraestructuras que corresponden al Ministerio de Fomento. Si el pasado lunes la máxima responsable de este departamento, Magdalena Álvarez, acudió al inicio de las obras de la autopista de peaje de Las Pedrizas e inauguró un nuevo tramo de la autovía Córdoba-Antequera, ayer le tocó el turno a la segunda fase de acceso al Puerto de Málaga.

Esta intervención, que cuenta con un presupuesto de unos 30 millones de euros, estará finalizada, previsiblemente, para verano. Así lo confirmó el director de la obra, Francisco Aracil, quien precisó que en estos momentos los trabajos de este ramal viario están al 70 por ciento.

La actuación proyectada, que desarrolla la empresa Sacyr, contempla la conexión desde las carretera MA-21 (antigua N-340) y la autovía A-7 al Paseo Marítimo de Poniente, desde donde el tráfico podrá circular en dirección al centro de la ciudad. Las estimaciones indican que el nuevo acceso podrá acoger 60.000 vehículos diarios, algo más del doble de los 23.000 que actualmente pasan por el desvío provisional realizado con motivo de las obras del Metro.

"El objetivo es descongestionar de tráfico la A-7 y la MA-21 y dotar a Málaga de un nueva entrada alternativa", explicó Aracil. Por su parte, la ministra de Fomento confió en que los malagueños cambien sus hábitos de conducción y den un uso mayoritario a esta nueva infraestructura.

La culminación del nuevo acceso al Puerto incluye la construcción de tres glorietas y un tronco principal de 2,2 kilómetros de longitud, que dispondrá de dos calzadas; de siete metros de ancho, aceras exteriores, de 1,8 metros, y mediana de 2,5 metros. La primera de las rotondas se localiza en el punto kilométrico 1,1 y permitirá la conexión de la A-7; la segunda, en el kilómetro 1,6, garantizará el enlace desde la MA-21 en sentido Málaga y el acceso al polígono Azucarera, y la tercera, punto final del tronco, abre la vía a la conexión con la MA-21 en sentido al aeropuerto y la entrada al polígono Guadalhorce. El tramo también incorpora cuatro puentes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios