El acusado de estrangular a una mujer dice que sólo quería tranquilizarla

  • El hombre afirma que no era consciente de lo que hacía porque "estaba borracho"

El hombre acusado de estrangular a una mujer en abril de 2010 en un hostal de Marbella aseguró ayer que no fue consciente de lo que estaba haciendo porque "estaba borracho" y ha admitido que la agarró por el cuello, pero que su única intención era "tranquilizarla" durante una pelea que ambos estaban teniendo. El procesado insistió en que se entregó a la Policía y en que está "muy arrepentido".

Un jurado popular juzga esta semana a un hombre de nacionalidad peruana para el que la Fiscalía de Málaga solicita inicialmente una pena de 14 años de prisión, por un delito de homicidio, al sostener que tenía intención de acabar con la vida de una mujer con la que mantenía relaciones sexuales esporádicas, para lo que la "agarró fuertemente del cuello" y supuestamente apretó "con intensidad" hasta causarle la muerte.

El procesado, que se ha contradicho en varias ocasiones a lo largo de su declaración, relató que llegó a Marbella con la víctima para pasar unos días. Por la noche, fueron a cenar y tomaron una botella de vino entre los dos, tras lo que fueron a una discoteca y allí cada uno bebió cinco o seis copas. Manifestó que la discusión comenzó cuando la mujer le dijo que quería irse con otra persona.

Él le dijo, señaló ayer, que lo normal era que volvieran juntos, pero apuntó que no le exigió que se fuera con él. No obstante, ambos salieron y, según explicó, ella estuvo insultándole y "ofendiendo", incluso en el hotel, asegurando que entonces la cogió por el cuello con el brazo y ejerció fuerza. "Traté de calmarla. Dejó de hablar", indicó, añadiendo que "seguramente" ella no se esperaba que la agarrase por la espalda.

Afirma que paró cuando ella dejó de moverse. Tras esto, aseguró que no comprobó si estaba muerta, sino que la tapó con una manta, recogió sus cosas y se fue a un pueblo de Granada, para "reflexionar" y seis días después se entregó en la Comisaría, donde salió que se le buscaba en Italia por el presunto estrangulamiento de una exnovia, caso del que no ha querido hablar, aunque en su día sí confesó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios