Cinco años de cárcel para un padre que abusó sexualmente de sus dos hijas menores

  • La madre, conocedora de los hechos, ha sido condenada por no impedir o denunciar el delito

Comentarios 0

Un hombre de 48 años ha sido condenado a cinco años de cárcel por la Audiencia Provincial de Málaga por dos delitos continuados de abusos sexuales a sus dos hijas menores. Su mujer, y madre de las niñas, que estaba enterada de lo que sucedía y aconsejó a una de las pequeñas que "no contara nada a nadie", ha sido penada con una multa 2.250 euros por un delito de omisión del deber de impedir o denunciar los hechos. Los dos tienen prohibido acercarse o comunicarse con sus hijas durante seis años.

La familia residía en La Cala de Mijas. La Sección Primera considera probado que el acusado, identificado como Francisco V. C., entraba en la habitación de una de sus hijas desde que ésta tenía entre 8 y 10 años y, tras pedirle que se desnudara, o le quitara él mismo la ropa, abusaba de ella. La sentencia precisa que esta situación, que se daba también en el salón cuando la madre no estaba en casa, se prolongó durante aproximadamente diez años, hasta que la niña se hizo mayor de edad. Los abusos hacia la otra hija empezaron cuando ésta cumplió los 12 ó 13 años.

El fallo de la Audiencia Provincial de Málaga precisa que la menor que sufrió los abusos en primer lugar contó a su madre lo que estaba pasando cuando tenía unos 10 años, pero ésta le dijo "que no contara nada a nadie". Además, ella misma presenció cómo su marido se masturbaba en el sofá con una de las niñas sentada a su lado, según la sentencia.

Los padres deben indemnizar a una de sus hijas con un total de 18.000 euros (12.000 el padre y 6.000 la madre) por las secuelas psíquicas y los daños morales que le han causado.

más noticias de MÁLAGA Ir a la sección Málaga »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios