Una veintena de colegios extranjeros privados ofrecen educación bilingüe

  • A pesar de tener que pagar mensualidades que superan los 400 euros, estos centros suelen tener más que cubierta su oferta de plazas · Todos siguen los sistemas educativos de sus países de origen

Comentarios 3

Colegios británicos en su mayoría, el Liceo Francés, uno alemán y tres de los países nórdicos ofrecen en la provincia de Málaga la verdadera oportunidad de una educación bilingüe para los escolares. Casi todas las asignaturas se imparten en otro idioma, los profesores son nativos y sus sistemas educativos importados del país al que representan. El éxito en el aprendizaje de idiomas está garantizado pero no sale gratis. Todos son colegios privados que, como mínimo, cuestan unos 400 euros al mes. Durante el mes de febrero se está realizando la solicitud de ingreso en estos centros.

En total son 19 los centros extranjeros homologados en Málaga. Se encuentran ubicados principalmente en la costa occidental. El municipio de Marbella aloja la mayor oferta con ocho colegios, siete de ellos británicos y el alemán Juan Hoffmann en la zona de Elviria, entre Marbella y Ojén. Éste es de los centros extranjeros con más historia.

Fue en 1898 cuando estos alemanes se instalaron en Málaga capital y a mitad de los años 60 decidieron trasladarse a la costa, primero a Benalmádena y un año más tarde a Marbella. Allí llevan ya 45 años acogiendo a los hijos de la comunidad alemana y a malagueños que buscan el "plurilingüismo, ya que saben que van a aprender cuatro idiomas rápidamente, inglés, alemán, francés y español", explica el director técnico, Víctor Reina, y resalta que la principal diferencia "no es tanto en contenido, sino en procedimiento y actitudes. Aquí se es mucho más crítico y se estudia menos de memoria", dice.

El centro oferta 50 plazas de primero de Infantil para el próximo curso y ya han recibido más de 100 solicitudes para cubrirlas. La crisis no ha afectado a este colegio en el que se puede cursar hasta Bachillerato. La clave es, según su director técnico, que mientras que otros de la zona tienen un precio único el Juan Hoffmann da la posibilidad de pagar sólo la enseñanza, "el comedor es opcional y también el transporte", comenta Reina. Así las cuotas mensuales pueden partir desde un mínimo de 400 euros al mes hasta un máximo de unos 850 euros, eso sí, sin sumarle ninguna actividad extraescolar.

Como ocurre en la mayoría de centros privados, además hay que pagar una fianza que se devuelve cuando el niño se va del colegio y que varía según el curso escolar y el nivel educativo. En el colegio británico St. George's, en la barriada malagueña de Cerrado de Calderón, lo que exigen es una cuota de inscripción que va desde los 2.500 euros hasta los 500, dependiendo del curso en el que se incorpora el alumno (con descuentos para los hermanos del 20%). Esta cantidad se paga solo una vez. Además hay una matrícula anual como reserva de plaza.

El St. George's lleva desde el año 2000 implantado en la capital y el 20% de sus alumnos son extranjeros. La mayoría son malagueños que "buscan el bilingüismo real", considera Carlos Gómez, jefe de administración del centro, "un colegio inglés en España", como lo define.

Todos los docentes son británicos y el temario es el mismo que tienen los escolares en Gran Bretaña. Lo único que estudian en español son Lengua y Conocimiento del Medio en Primaria y Geografía e Historia en Secundaria. Esta condición la comparten la veintena de centros homologados, ya que se impone "por ley", explica Gómez.

Unos 600 euros con el comedor incluido han de pagar los padres por la escolarización de un niño de tres años. El precio va subiendo hasta los 704 euros de Bachillerato, aunque éstos sin comedor. "Por suerte tenemos mucha demanda, casi siempre se queda gente fuera", comenta el jefe de administración del centro que cuenta con 668 alumnos. "La gente se ha dado cuenta de que la Educación es muy importante porque en este panorama el que tiene más opciones es el que está mejor preparado", añade Carlos Gómez.

En Málaga capital también se encuentra el Liceo Francés, ubicado en Cerrado de Calderón. Más de 740 alumnos estudian en este centro conveniado por la Agencia para la Enseñanza del Francés en el Extranjero y que sigue el programa que marca el Ministerio de Educación francés. Su historia se remonta a 1966, cuando tres maestros galos crearon en un chalet en Torremolinos la primera escuela, que acogió a unos 40 niños. Después de tener sede en el Paseo de Sancha, se pasó a esta zona residencial en 1986.

Para ingresar en este centro que imparte desde Infantil hasta Bachillerato se pide una matrícula no reembolsable de 740 euros. La escolaridad cuesta desde 365 hasta 449 euros al mes, dependiendo del nivel educativo. A esto habría que sumarle de 110 a 140 euros de comedor y otros más de 100 euros de transporte. Si se quiere que el menor tenga un externado vigilado, supone 350 euros más al mes, según las tarifas publicadas en la web del centro.

También en Marbella se encuentra otro de los colegios extranjeros más veteranos de la Costa del Sol. Se trata de Swans School, un centro británico fundado en 1971. Acoge a 600 estudiantes de unas 30 nacionalidades diferentes. Una de sus cualidades más destacadas es que ofrece la oportunidad de estudiar, aparte del ingles, francés, ruso, árabe o chino mandarín.

La filosofía del centro en lo que se refiere a estudios sigue el lema Nothing without hard work (Nada se consigue sin un trabajo duro detrás). Este centro privado tiene en Sotogrande (Cádiz) otra sede, fundada en 1978, y en el distrito de San Pedro, otra puesta en marcha en 2007.

De creación más reciente es el Sunland Internacional School, cuya gestión recae desde el pasado año en la firma malagueña Novasoft. En Cártama Estación se encuentra este centro con currículo británico, que ofrece una doble titulación, la otorgada por el Ministerio de Educación Español y la titulación Británica Internacional, otorgada por la Universidad de Cambridge y visada por el British Council, por lo que el programa da respuesta a las exigencias de ambos organismos.

Según explican responsables del centro cada alumno es evaluado al comenzar las clases para determinar sus niveles de conocimiento y sus habilidades. "Este perfil básico permite a los profesores planificar un programa docente adaptado a las habilidades específicas de cada alumno", aseguran. Actualmente estudian más de doscientos escolares de una decena de nacionalidades. "El número de extranjeros es muy elevado pero en los últimos años esta tendencia lleva camino de nivelarse con la entrada de cada vez más alumnado local", comentan desde el centro que imparte de Infantil a Bachillerato.

Aunque en estos días están revisando las tarifas de Novaschool Sunland para el próximo curso y aún no tienen cantidades cerradas, lo que sí aseguran es que hay convenios de colaboración firmados entre el centro y colegios o colectivos profesionales que incluyen beneficios y facilidades de pago para los padres.

En Mijas, el St. Anthony's College cuesta entre 385 y 760 euros al mes. A esto hay que sumar matrículas y un depósito no reembolsable de más de 500 euros a la entrada al centro. También resultó fruto del boom turístico de la Costa del Sol de los años sesenta. La comunidad extranjera era cada vez más numerosa y proliferaron estos centros para dar respuesta a la demanda de escolarización de familias que no querían perder su idioma natal. De 1968 data este colegio para escolarizar a niños desde los 3 hasta los 18 años aplicando, como el resto de ejemplos, el British National Curriculum.

45

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios