Religión Tras casi una década de trabajo, la práctica totalidad de las parroquias y sacerdotes están conectados en la Red

La 'cruzada' de la Iglesia en internet

  • Con Antonio Dorado la Diócesis de Málaga inició una informatización casi sin precedentes en el clero español y ahora Jesús Catalá ha dado una nueva vuelta de tuerca cuya cara visible es la nueva imagen del portal web

Comentarios 3

El obispo Jesús Catalá apenas ha hecho ruido desde su llegada a Málaga. Su labor ha sido de puertas adentro y de despacho. Amén de las visitas personales a los colectivos de la Iglesia. Durante su segundo año de episcopado ha completado una ambiciosa reestructuración del Obispado. Públicamente ha tenido apariciones contadas pero quiere que la Diócesis se escuche en todo el mundo. Lo tiene claro y su apuesta es decidida. "La web es una prioridad, es la cara de nuestra Diócesis al mundo". La frase es del purpurado malagueño y la pronunció ya hace algunos meses a su equipo de comunicación e informática. La cabeza de lanza del concepto de comunicación que el clero malagueño desarrollará en los próximos años ya se puede ver en la nueva imagen de su portal, diocesismalaga.es, pero la apuesta por las nuevas tecnología empezó hace casi una década.

Con el cambio de siglo empezaba a asentarse la necesidad social de tener presencia en internet. Todos los colectivos querían estar pero entre una población envejecida como es el clero malagueño, la informatización era más complicada. El propio obispo de entonces, Antonio Dorado, veía con buenos ojos la idea, pero simplemente dejaba hacer. Ahora da cursos de internet en su jubilación en Málaga. Florencio Hernández, de 40 años, el informático del Obispado, recuerda un sondeo que se realizó entonces. "Me sorprendió la receptividad que existía hasta por parte de los sacerdotes más mayores", dice. Hoy algunos ya rezan el rosario en la iglesia a través de la PDA.

La práctica totalidad de curas, que suman casi tres centenares, y parroquias están conectados a la red. El camino ha sido laborioso, desde el Obispado se han facilitado conexiones y realizado todo tipo de actividades formativas. Hernández es uno de los grandes artífices. El resultado es una Diócesis conectada a las nuevas tecnologías. Con la llegada de Catalá, se ha dado una nueva vuelta de tuerca. En la reestructuración de su equipo dio más peso a Rafael Pérez Pallarés en la labor comunicativa. Incluso lo nombró su portavoz oficial. El nombramiento fue el pasado diciembre y meses más tarde, con su impulso, llegó la nueva imagen de diocesismalaga.es. Es un portal de información digital dinámico, actualizado, fácil de usar e intuitivo. Y con 50.000 visitantes mensuales. La Iglesia sabe que su mensaje tiene repercusión en las nuevas tecnologías y quieren aprovecharlo.

La página web no sólo ha renovado su aspecto, incluyendo como imagen corporativa a la Patrona (Santa María de la Victoria) por deseo expreso del obispo, también su funcionalidad. Ya tenía contenidos multimedia, como la primera televisión cristiana: diocesis.tv. Pero ahora busca potenciar la comunicación bidireccional con el internauta y admite todo tipo de archivos digitales, como audios y vídeos. El siguiente paso, que ya está en marcha pasa por crear una versión bilingüe del portal y un servicio de prensa virtual. Además de facilitar correos electrónicos a sacerdotes, parroquias, cofradías y demás colectivos de la Iglesia, el Obispado de Málaga también aporta espacio para alojamiento web. Con el nuevo plan de comunicación todas las áreas homogeneizarán su imagen. La cabeza de lanza es la nueva imagen web que ya es una realidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios