Las listas de espera aumentan en operaciones, consultas y pruebas

  • Un informe de CCOO alerta del incremento de la demora en los dos últimos años pese a que, salvo para acudir al especialista, se reduce el número de pacientes Salud dice que se cumplen los topes máximos

Los recortes de personal en los centros sanitarios -sean no renovaciones de contratos o su reducción al 75% de la jornada- pasan factura: aumentan las listas de espera. Según un informe de CCOO, en los últimos dos años se han incrementado las demoras en todos los apartados. Hay que esperar más para ser operado, para ser atendido por un especialista o para someterse a una prueba diagnóstica.

En 2013, los pacientes esperan una semana más que en 2011 para operaciones que tienen como tope de demora los 180 días. En el caso de las intervenciones en las que el límite son 120 días, frente a los 45 días de espera de hace un par de años, ahora es de 50, cinco días más. Y eso -según el estudio elaborado por el sindicato con datos de la Administración sanitaria- que en ambos casos en ese mismo periodo se produjo una reducción de los pacientes pendientes de entrar en quirófano. En 2011 había 11.542 enfermos esperando una intervención y en 2013 hay 10.643. Estos datos se refieren a las intervenciones totales, que tienen como tope 180 días. En el subgrupo de operaciones en el que se fija ese máximo en 120 días -y que no debe sumarse al anterior porque es un desglose- también se redujo en los últimos dos años la cifra de pacientes pendientes de intervención ya que entonces había 5.128 y ahora hay 4.496.

Lo mismo ocurre en el caso de las pruebas diagnósticas. De 4.731 enfermos en lista de espera entonces se ha pasado en este año a 3.936. Sin embargo, ahora se espera 18 días uno más que entonces. También hay que aguardar más en este año que hace dos para ser atendido en primera consulta por un especialista. Entonces la demora era de 45 días y ahora es de 47. Aunque este es el único apartado en el que hay más enfermos en lista de espera ya que de 41.024 en 2011 se ha pasado a 45.176 en la actualidad.

Según el documento de CCOO, el incremento de las listas de espera -una tendencia generalizada en toda Andalucía- "obedece a la pérdida de empleo producida durante ese periodo en la sanidad pública, así como a la precarización de la contratación del colectivo de eventuales estructurales del Servicio Andaluz de Salud (SAS), que han visto reducida su jornada del 100% al 75%". En palabras del secretario provincial de Sanidad del sindicato, Rafael González, "la política de personal [del SAS] va en detrimento de la asistencia pública".

De acuerdo al análisis presentado ayer por CCOO, en casi todos los apartados, la provincia está por encima de la media de demora de la comunidad autónoma. Así mientras en Andalucía se espera 59 días para una operación cuyo límite es de 180 días, en Málaga hay que aguardar 61. En el subgrupo en el que el tope son 120 jornadas, la demora en la región es de 48 días, mientras que en la provincia se sitúa en 50. Otro tanto ocurre con las consultas externas. La media autonómica de espera es de 45 días y en Málaga la demora es de 47. Y en el único apartado en el que ese promedio no está por encima -en las pruebas diagnósticas-, coincide con la media de la comunidad de 18 días.

Ante los datos aportados por CCOO, la Administración sanitaria replica que en todos los casos se cumple el tope máximo de espera previsto en los decretos. Así, las operaciones que tienen como límite 180 días, se realizan de media en la provincia en 61; las fijadas como máximo en 120, se hacen en 50; las pruebas tienen como límite 30 días y se llevan a cabo en 18; y la primera consulta con el especialista, estipulada como tope en 60 días, se pasa a los 47.

CCOO sostiene que "estos datos oficiales no son en absoluto positivos" y que incluso "podrían haber sido maquillados". González apuntó que las consultas externas -único apartado en el que crece el número de pacientes- es un "tapón" que frena que haya más operaciones y pruebas diagnósticas y deslizó que incluso "podría ser intencionado". El sindicato también advierte que mientras la asistencia en los hospitales públicos crece ligeramente o disminuye, aumenta la actividad concertada. Como ejemplo, cita un concierto nuevo por 1.600.000 en la provincia sacado tras el verano para atajar las listas de espera.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios